Entradas

Cesto de trapillo con triángulos

Estoy retomando el trapillo. A mí me da así, por épocas. Aunque a veces me siento un poco malabarista, pero en vez de bolas en el aire, tengo proyectos de distintas labores. Lo malo es cuando los dejo sin terminar, que después me cuesta horrores retomarlos.. pero estos que son así rápidos, como este cesto de trapillo, me encanta hacerlos, porque me relajan.
Me he decidido, como ya os he contado, a hacer una alfombra de trapillo para el cuarto de Laia, pero mientras voy recuperando el gusto por este material…
Ya que he aprendido a cambiar de color con ganchillo y a hacer jacquard, he probado a ver cómo quedaba con trapillo y el resultado me encanta!
¿Qué os parece?
Además me atrevo a traeros un patrón, hecho por mí. Igual no es perfecto, pero en los últimos meses he aprendido a hacer bastante ganchillo y aunque no soy una experta, ya me lanzo a hacer patrones y todo!!


El patrón es el que he seguido para hacer este cesto.. o más bien primero he hecho el cesto y luego ha salido el patrón, no lo sé muy bien!


Base del cesto, en color blanco

1ª vuelta: anillo mágico de 6 p.b. (6)

2ª vuelta: 1 aumento en cada p.b. de la vuelta anterior (12)
3ª vuelta: 1 p.b., 1 aumento x 6 (18)
4ª vuelta: 2 p.b., 1 aumento x 6 (24)
5ª vuelta: 3 p.b., 1 aumento x 6 (30)
6ª vuelta: 4 p.b., 1 aumento x 6 (36)

7ª vuelta: A partir de aquí subimos, seguimos con el trapillo color blanco, y hacemos 36 p.b. pero cogiendo sólo la hebra de dentro del punto anterior.


8ª vuelta: 36 p.b. con trapillo negro
9ª vuelta: 3 p.b. negro, 1 p.b. blanco X 9

10ª vuelta: 2 p.b. negro, 2 p.b. blanco X 9

11ª vuelta: 1 p.b. negro, 3 p.b. blanco X 9
12ª vuelta: 36 p.b. con trapillo blanco
Y repetimos una vez más.

(p.b. punto bajo)

El dibujo que queda es así

El cesto puede ser más grande, y si mantenemos los triángulos de 4 puntos, lo importante es que la base quede con puntos múltiplos de 4.

En cuanto a cambiar de color, al final se le coge el truco rápido. Lo importante es que los hilos no se cortan. Es decir, cuando cambiamos de color, vamos arrastrando el otro color que no usamos, hasta que lo necesitemos. Eso lo he hecho en todas las vueltas, salvo en las que eran completas de un color.

En Tapestry Crochet nos lo explican con estos dibujos.

A mí me parece que queda muy chulo como macetero, o para el baño! Se lo regalé a mi amiga Olga por su cumple y ya lo ha llenado con sus cosméticos!

Espero que os haya gustado y os animéis a hacer un cesto de este tipo!

Paula

Lee el post original

Alpargatas de Ganchillo


Este fin de semana me animé, cosa que no me cuesta mucho, a participar en el #retofinde que organizaba Lucía de möu.
En esta ocasión el reto consistía en hacer unas alpargatas de ganchillo siguiendo el patrón que ella misma nos facilitaba.
http://instagram.com/calacoru
Como me sobró hilo y tuve una de mis iluminaciones pensé en probar otro modelo de alpargata más destapado.
Aunque no era la idea, después de la cantidad de comentarios que recibí, tanto por instagram como por Facebook, decidí que tenía que hacer el tutorial (y como aún me quedaba una alpargata por hacer, aproveché para hacer el paso a paso, eso sí, entre chapuzón y chapuzón mientras disfrutaba de un magnífico día de playa, jejej!).
Los MATERIALES a usar son los siguientes:
  • Suela de esparto (podéis comprar las típicas esparteñas, descoser la tela y usar la suela o comprar la suela, que no es mucho más barata. Yo conozco una tienda en Barcelona: la manual alpargatera, en la calle avinyó 7 (muy cerquita de la plaça Sant Jaume).
  • Hilo de algodón grueso, para tejer con aguja de 6,00 cm o de 7cm. Yo usé naturaXL de DMC, pero cualquiera con estas características os sirve.
  • Ganchillo del número adecuado al hilo y a vuestra tensión. En mi caso usé uno del número 5.
  • Aguja lanera
  • Alfileres para presentar el ganchillo encima de la suela.
  • Hilo grueso (yo usé un perlé, pero rzal también serviría) y aguja de costura para unir la suela y el ganchillo.
PASO A PASO:
A tener en cuenta que he tomado como referencia el tamaño de mi alpargata, que es un 36, pero aún y así podéis adaptarlo muy fácilmente a cualquier talla.
PUNTERA
Hacemos una hilera de cadenetas, en mi caso 26 cadenetas
(Estas cadenetas iran resiguiendo la forma de la puntera de la alpargata. Para aseguraros podéis presentar la cadeneta encima de la puntera, para ver qué trozo de alpargata cubríría.)
V1: Hacemos 1 punto bajo en cada cadeneta.
Vamos disminuyendo dos puntos en cada vuelta, en el centro, para que adopte forma de V.
En mi caso:
V2: 11pb 1 dism./1 dism 11pb (24p)

V3: 10 pb 1 dism./1 dism 10 pb (22p)
V4: 9 pb 1 dism./1 dism 9pb (20pb)
V5: 8 pb 1 dism./1 dism 8pb (18p)
V6: 7 pb 1 dism./1 dism 7 pb (16p),
(Si tenéis un número de pie mayor tendréis que hacer una vuelta o dos más. Sabréis que ya habéis reducido suficiente si al unir los dos extremos interiores y colocar la zona de las cadenetas encima de la suela de esparto os cabe el pie dentro).
En mi caso, en la vuelta 5 cambié de color. Si hacéis un cambio de color os aconsejo que aprovechéis y escondáis los hilos entre los puntos bajos que vayáis a tejer a continuación.
A tener en cuenta: cuando tejemos en recto, al llegar al final tenemos que girar la labor. Id con cuidado no os saltéis ningún punto. Os aconsejo que antes de hacer el primer punto hagáis una cadeneta para dar altura y que quede bien recto.

Unimos los dos lados del centro y reparamos todo el contorno con puntos bajos.
Hacemos punto enano, cortamos el hilo y lo escondemos.
TALÓN:
Igual que en la puntera hacemos una cadeneta lo suficientemente larga para que cubra todo el talón. En mi caso fueron 20 cadenetas.
V1: Hacemos un punto bajo en cada cadeneta.
A partir de aquí el objetivo es reducir por los laterales, de manera que quede redondeado. Para ello nos saltamos el primer punto y, llegando al final hacemos un punto raso siguiendo el siguiente esquema:
V2: 1dism /18pb /1 pr
V3: 1dism /17pb /1 pr
V4: 1dism /16pb /1 pr
V5: 1dism /15pb /1 pr
En la vuelta 4 hice cambio de color y aproveché, igual que en la puntera, para esconder los hilos.
Reseguimos todo el talón (laterales y bajo) con punto bajo. Y dejamos una hebra larga.
COSTURA:
Presentamos la puntera y el talón encima de la suela de esparto. Lo afianzamos con alfileres para que no se mueva.
Cosemos usando el punto festón.
CINTA:
Para que quede bien sujeta, sobre todo la parte trasera, hacemos unas presillas, en las esquinas del talón (una en cada lado) y en el centro de la puntera. Tan solo tenéis que hacer 3 cadenetas.
Hacemos una cadeneta bien larga, unas 60 cadenetas y la pasamos por las presillas.
También podéis hacer una presilla en el centro del talón.
Y si lo véis muy complicado, o queréis una alpargata más suelta, podéis quedaros solamente en la puntera, ¡que también queda preciosa!
Un inconveniente con el que podemos encontrarnos, pero que no puedo confirmar porque no lo he probado todavía, es que el tejido de ganchillo se dé de sí con el uso.
Si eso es lo que os hecha atrás a la hora de hacer unas alpargatas de ganchillo una idea: forralas de tela:
  • Haz el patrón de la parte delantera antes de unir los dos extremos interiores, cuando está en forma de “V”.
  • Haz el patrón de la parte trasera, también en plano.
  • Copia el patrón 4 veces (2 veces para cada alpargata).
  • Une, con la tela del revés, con alfileres y cose 3 de los 4 lados (deja el extremo inferior, el que va encima de la alpargata). En la pieza delantera une primero de todo los extremos interiores, que le dan forma.
  • Con la tela del derecho une al ganchillo, haciendo un pespunte.
  • Cose las piezas, de ganchillo y tela, a la suela de esparto.
Y ya no hay miedo de que se dé de sí!!

Alpargatas de Ganchillo

Una camiseta estampada con corazón

Hoy os traigo una nueva manualidad para hacer con niños. Y lo mejor es que después cuando la han terminado se la pueden poner y van la mar de orgullosos. Al menos mi hija Laia sí que está encantada con su nueva camiseta, customizada por ella misma.
Os lo cuento como siempre con un tutorial.

Los materiales que hemos usado son muy sencillos:
  • Una camiseta. Esta es de Zara Kids, baratita, de 3.95€, con un color muy veraniego.
  • Pinturas de tela. Con amarillo, rojo, azul y blanco, hemos después obtenido el resto de los colores.
  • Lápices con la punta de goma. Con estos hemos estampado la camiseta.
  • Una plantilla con un corazón. La hemos recortado, dejando el corazón hueco.
Para fijar la plantilla en la camiseta, y que no se nos moviera después, usamos cinta de doble cara.


Y para que la pintura no traspasara, pusimos una revista antigua, a falta de un cartón.. pero era lo que teníamos en ese momento a mano.

El momento de preparar los colores fue muy divertido, además de didáctico. Laia fue aprendiendo que al mezclar el amarillo con el azul tendríamos el color verde, o el amarillo y el rojo sería naranja.. el que más le gustó fue el morado, mezclando rojo y azul, y lo aclaramos con blanco. Igual que para preparar el rosa, que fue sencillo, con rojo y blanco. O un azul clarito, con el azul y el blanco.

Y nos pusimos a estampar.

Mojando en la pintura la punta de la goma, fuimos poniendo los puntos de todos los colores que conseguimos.
Importante fue “salirnos” del corazón, para que los círculos se cortaran. Así, cuando se secó la pintura, y quitamos la plantilla, quedó el corazón perfectamente delineado.
¿Os animáis a hacer una?

Paula


Lee el post original