Entradas

Tiesto magnético reciclado / Recycled magnetic flower pot

Tiesto magnético hecho a mano para regalar a tu profesor

Regalo para profesor
 

Estamos llegando al final del año escolar y muchos de vosotros tenéis la tradición de regalar un pequeño detalle hecho a mano a vuestro profesor. Si queréis hacerle un regalo original y bonito os recomiendo que hagáis este minitiesto magnético para colocar en la nevera o en cualquier superficie metálica.
Estoy segura de que vuestro profe se pondrá muy contento y se acordará de vosotros cada vez que riegue su maceta este verano.


Para realizar esta divertida y vistosa manualidad para niños necesitaréis los siguientes materiales.

Materiales:

  • 1 tetrabrik de base cuadrada (los de zumo, por ejemplo)
  • Papel decorativo y washitape
  • Cinta adhesiva doble cara
  • Cinta magnética adhesiva
  • Tijeras
  • Una miniplanta

 

Cómo hacer un tiesto magnético

Etapas de realización:

He elegido utilizar un tetrabrik para realizar este tiesto porque es ligero e impermeable en su interior, con lo que no se estropeará al regar la planta.

  1. Primero recortamos la base del tetrabrik con ayuda de una tijeras. (Pedid ayuda a un adulto para realizar el corte)
  2. Ahora que tenemos nuestro cubilete podemos decorarlo con papeles estampados y washitape. Es mejor pegarlos con cinta adhesiva de doble cara para que no se despeguen.
  3. Cortamos dos trozos de cinta magnética adhesiva y los pegamos en la parte trasera de la maceta.
  4. Para terminar colocamos la miniplanta en el interior y lo pegamos en la nevera.
¿A que queda chulísimo?¡El reciclaje creativo tiene tantas posibilidades! Podéis montar un auténtico jardín en la puerta del frigorífico colocando varias macetas.

Cuando hagáis vuestro tiesto magnético para regalar al profe o a vuestra familia hacedle una foto y compartidla en mi página de Facebook para que todo el mundo pueda verla.

Puede que también os interese esta guirnalda hecha con vasos de papel reciclados para decorar vuestro cuarto. Reciclar es la mejor manera de reducir los residuos que generamos.

También podéis hacer el imán en forma de piña con hama beads que veis en las fotos con este otro tutorial.

Gracias por vuestra visita y comentarios. Recordad que podéis suscribiros a mi blog a través de   Bloglovin, FacebookTwitterYoutube o Google+ para no perderos ningún tutorial. ¡Hasta la próxima manualidad!

Lee el post original

Diy imán cubista (Reto FCB)

Para la iniciativa del reto FCB he hecho un imán cubista para la nevera.


¿Y por qué? Pues porque en mi infancia el arte está muy presente. Un abuelo pintor, una madre restauradora y muy manitas… Primos artistas y porque me decanté por estudiar en la escuela de artes y oficios en vez de ir para otro lado. Vamos que todo lo que esté hecho con las manos me encanta y me enriquece muchísimo!


El imán es muy sencillo de realizar y tan solo necesitas materiales que se suelen tener en casa.
MATERIAL:



Un trozo de cartón
2 tapones de botellas de diferentes medidas
Una pinza
Pinturas, tijeras, pegamento
Si tienes hijos, seguro que por casa encuentras:
Ojos adhesivos, (si no los pintas)
Un sticker imantado o imán plano, (te puede servir celo imantado) Yo utilicé un cromo de los niños que ya no utilizan.
PROCESO:

Recortas un rectángulo un poco más grande que la pinza y de manera que quepan bien los tapones de la botella.
Lo pintas como más te guste. La pinza también. Puedes pintarlo igual o a contraste. Yo pinté topos en el cartón y rayas en la pinza. Y acabé pintando con el dedo en vez de con el pincel.
Pegas la pinza y los tapones de plástico. Pegas los ojos o los dibujas. Uno más grande que el otro igual que con los tapones.

Coges el stiker imantado y lo pegas al cartón por la parte que no lleva imán.

Y ya tienes el imán cubista listo para ser utilizado.

Animaros que es muy fácil. 🙂

NoTa: Sígueme por las redes: Facebook, Twitter, Pinterest, Instagram, Google+

Lee el post original

DIY: Imanes de goma eva

Tras muchas muchas semanas sin hacer ningún DIY, hoy por fin os traigo uno nuevo. Se trata de imanes de goma eva, muy muy sencillos de hacer, por lo que los más peques de la casa podrán ayudar sin problema alguno.

En este caso te explico como hacer un conejito (como no :P), pero lo puedes adaptar a cualquier animal.

¿QUÉ NECESITAMOS?
  • Goma eva de diferentes colores
  • Media bola de porexpan (yo he utilizado una mediana)
  • Pistola de silicona
  • Silicona en barra
  • Tijeras y/o cúter
  • Rotuladores o pinceles
  • Plancha o secador
¿CÓMO SE HACE?
1. Teniendo la media bola de porexpan cortada, haremos un cuadrado que la cubra entera y además, sobre un trozo por todos los lados. Este cuadrado lo calentaremos con ayuda de la plancha o un secador de aire caliente (si utilizas la plancha, que lo haga un adulto). Una vez esté caliente, lo ponemos sobre la mitad de la bola y apretaremos para que este coja la forma de la bolita. Recortaremos las esquinas, dejando un sobrante por todo el borde y lo pegaremos con la silicona a la bola.
2. Ya solo nos quedan las orejitas. Las dibujamos en la goma eva, recortamos y las pegamos a la cabeza por la parte de atrás.
3. Para que no se vean las uniones, recortaremos un círculo del mismo tamaño que la bola, y lo pegaremos por la parte de atrás.
4. Dibujamos la cara del conejito, pegamos el imán por la parte de atrás, y ya lo tenemos ¡listo para decorar nuestra nevera!

De igual forma, si en vez de colocarle un imán, le ponemos un poco de cinta de doble cara, lo podremos poner en cualquier superficie, por ejemplo, decorando la puerta de una habitación.

Podemos hacer otros diseños diferentes, como este:

Y si lo adaptamos a una bola más grande, podemos realizar un cartel con nombre ¡totalmente personalizado!

¿Qué, te ha gustado el DIY de hoy? ¿O prefieres seguir viendo diferentes ideas pero todas realizadas a crochet?

Muchos besos, Irene.

Lee el post original

DIY : imanes de pompon

En la encuesta que realicé hace unas semanas, me pedíais DIY sencillos, para hacer con los más pequeños, y el de hoy, es uno facilísimo!!!

Vamos a hacer unos imanes con pompones de lana!!!

Realizar un pompón es muy fácil, solo necesitamos lana, tijeras y un trozo de cartón, o en su defecto una máquina para hacer pompones, yo uso unas que compré en Tiger y la verdad, van genial.

Un pequeño paso a paso en imágenes y pasamos al siguiente paso…


Vale, ya tenemos nuestros pompones, ahora sólo hay que pegarles un imán y listos para usar!!


Para ello, utilizamos la pistola de silicona caliente



Listo, los ponemos a ver qué tal quedan???




Facilísimo no? A mí, que soy un poco pomponadicta me chifla mi nevera con tanto pompón.

Lee el post original

p>

Tienda On-line

Os presento mi nueva tienda on-line a la que podéis acceder desde el menú SHOP 

tienda-online-fabrica-de-imaginacion

Son varios los amigos que me han mandado el link de la tienda/comunidad Etsy animándome a que me abra ahí mi pequeño rinconcito.

Tras varias semanas dándole vueltas a la idea de abrirme o no una tienda, he deicidido HACERLO 🙂

¿Qué encontraremos en la tienda Fábrica de Imaginación?

Quiero brindaros la oportunidad de que compréis los materiales que utilizo paras mis tutoriales diy.

Sé que muchas veces que veis mis tutoriales os morís de ganas de hacerlos pero os surge un gran problema: No tenéis los materiales necesarios ni sabéis dónde comprarlos. A ese problema hay que sumarle que muchos establecimientos no nos venden pequeñas cantidades ni piezas sueltas. Al final lo único que conseguimos es darnos por vencidos y abandonar la idea de hacer nosotros mismos éso que tanto nos ha gustado.

Por eso con la tienda Fabrica De Imaginación ¡quiero simplificaros la vida!

En ella pondré a la venta algunos kits y materiales para que podáis hacer los tutoriales de este blog!

Ya tenéis la opción de compraros el kit de Gold Tattoo :

Poco a poco iré ampliando la oferta 🙂

kit gold tattoo fabricadeimaginacion01

¡Dadle rienda suelta a vuestra imaginación! y disfrutad del viernes y de vuestro fin de semana.

Lee el post original

Collar de trapillo II

Estoy preparando un sorteo para el cumple del blog, que será el mes que viene.



Una de las entradas que más público tiene es la del collar de trapillo, que hice a finales del verano pasado. No sé si la gente accede a él para aprender a hacerlo, o simplemente, porque les gusta este tipo de collares (que tanto se llevan ahora, por cierto).

Así que, entre otras tantas cosas, este collar se sorteará…



¡Espero que os guste!





Collar de trapillo II

imanes con washi tape

El sábado 17, fue el Día Internacional del Reciclaje, y yo sin enterarme!
Así que el post de hoy va dedicado a todas las personicas que de una manera u otra recicla en su día a día para un mundo más mejor.
He hecho unos imanes para la nevera utilizando un poquito de washi tape.

DIY-reciclar-imames-nevera-washi tape-1

El imán que utilicé era un viejo calendario de un centro comercial.
Mi madre iba a tirarlo porque estaba pasado, pero menos mal que la pille y le dije, Stop! in the name off recycling.
Seguro que tenéis alguno enganchao en la nevera, de comida para llevar, talleres Paco, la peluquería de Ruth…

DIY-reciclar-imames-nevera-washi tape-2
Además del imán, necesitaremos, unas tijeras para papel, unas con corte en zig-zag
y los washi tapes que más te gusten. ¿Qué, fácil fácil, verdad? Pues empecemos.

 

DIY-reciclar-imames-nevera-washi tape-3
Divide el imán con el ancho del washi tape. En mi caso, 1´5cm.
Y córtalo con la tijera.
 
DIY-reciclar-imames-nevera-washi tape-4
Pega el washi tape por la parte dibujada del imán.
Elije washi tapes oscuros, sino, correrás el riesgo de que se transparente.
DIY-reciclar-imames-nevera-washi tape-5
Ahora, simplemente corta las esquinas con unas tijeras en zig-zag.
Si no tienes estas tijeras, haz el zig-zag con una tijera normal.
No te preocupes si no te queda tan perfecto,
simplemente es para asemejarlo a un trozo de celo.
 
No va a quedar casa que visite, ni nevera que divise, que no le pegue yo uno de estos imanes. Avisados quedáis, anfitriones!
 
Ya se superan las 100.000 visitas a este, mi blog, vuestro blog.
Si quieres hacerte seguidor/a de el, estaré encantado de tenerte por aquí, o en cualquiera de las otras redes sociales comoFacebook, Twitter , Pinterest, Instagram y/o Youtube.

Visita la entrada original AQUÍ

DIY: Funda para el móvil con Washi Tape – DIY: Mobile phone Cover case

Cómo conseguir una funda, personalizada y única, para tu Iphone o Smartphone en 3 pasos

Hace tiempo, en este post, os expliqué, paso a paso, cómo hacer una funda para el móvil. Pero se trataba de un tutorial de costura y, ya sé, que a no todo el mundo le va bien. Así que, hoy os voy a enseñar la forma más fácil para que tengáis una funda para el móvil personalizada a vuestro gusto, y utilizando, únicamente washi tape.

MATERIALES QUE NECESITAS:

Barniz en spray, tijeras y cuchilla (que me olvidé de incluirlas!) y, por supuesto, washi tape. En esta ocasión, muchos lo habréis reconocido, ¡es el washi tape de Ikea! Y, es que, para los que somos fans del washi tape, ver alguno y resistir comprarlo, es complicado…;)

Ahora, vamos con los 3 pasos:

1. PEGAR

Según el dibujo o estampado que tenga vuestra cinta de washi tape, deberéis empezar a colocarlo de uno u otro modo…si son letras, como el mío, o rayas… Lo deberéis tener en cuenta, según el efecto que queráis conseguir. En mi caso, por ejemplo, yo quería insertar la palabra “Love” en rosa y que quedara justo donde la veis. Como es un washi más ancho de lo normal, con unas cuantas tiras, ya queda cubierta la funda. Os recomiendo que lo cortéis con un par de centímetros de sobrante, para que, después, al rematar los bordes, queden perfectamente cubiertos.



2. RECORTAR

Con una cuchilla pequeña o de precisión, recortar los espacios donde va la cámara, la entrada para el cargador…sin el móvil dentro, ¡claro! 😉


3. BARNIZAR

Para que el washi tape quede bien adherido y no se os estropee con el uso, yo le he dado varias capas de barniz satinado en spray. En concreto, han sido 4 capas de barniz. Es muy cómodo de usar y no es excesivamente caro. Lo compré en una tienda donde venden toda clase de pinturas, pero en cualquier tienda de manualidades, probablemente, también lo encontraréis. Lo hay también con brillo y mate. El secreto, como con todos los sprays, pulverizaciones finas y cortas, y respetar el tiempo de secado que marque el envase. Además, mejor hacerlo en algún lugar aireado.
De momento, tendré funda washitapeada durante otra temporada. Y, además, debo reconocer que este proyecto se lo debo a Javi, del Blog Yo no lo tiraría, compi bloguero que hizo lo propio con su funda de móvil, y le quedó tan bien, que me entraron ganas de hacerme yo la mía 😉
¿Qué os ha parecido? Yo creo que no ha quedado mal ¿verdad? De un modo muy fácil podéis presumir de funda para el móvil, personalizada y única. Os confieso que ya me han preguntado por ella, jeje

Gracias por leerme y, si os ha gustado, ¡a compartirlo!…es posible que a otras personas también les guste 😉

Más ideas e inspiración con washi tape, pinchando aquí.

Besines y ¡Feliz semana!

Nota: Este post participa en la Fiesta de enlaces de Personalización de Blogs.

 

Lee el post original

Marca páginas con washi tape

El washi tape todo lo puede. Y justo hoy vengo con algo realmente fácil, que pueden hacer hasta los niños: unos marca páginas.

Sólo hace falta cartulina, washi tape, imán adhesivo, y tijeras.

Para conseguir los marca páginas, se recortan unas tiras de cartulina del tamaño deseado. Unos 10 cm. es una buena medida (que que luego se doblará por la mitad).

Esas tiras se forran de washi, por ambas caras (aunque no hace falta forrar la interior).

Si la tira de cartulina, es más ancha que el washi elegido, con las tijeras se recortan los sobrantes.

En los dos extremos interiores, se pegan dos trocitos de imán adhesivo, y se doblan por la mitad. De esta manera el imán hará de sujeción para que no se pierda la página. De hecho, podemos tener más de uno en el libro, si nos interesa marcar varias páginas importantes.



Y ya está, ahora a no perderse en las lecturas.




Marca páginas con washi tape

"Y construyó castillos en el aire": Cómo hacer un móvil de techo con Legos.

Hace un par de semanas llegó a mi casa una sorpresa. Al principio creí que era simplemente información sobre Lego, quizás un regalito. ¡No me imaginaba que ese regalo iba a venir acompañado por un reto!

Lo que me había llegado era una caja de Lego (preciosa, por cierto), con varias piezas dentro, así como distintos “materiales” (washi tape, un imán, pinzas, etc.), y una propuesta: realizar algo con esto que me enviaban (o con otras cosas, si así lo quería), y publicarlo en Twitter con el HT #micreaciónLego.

Pero… puf, yo justo me iba de viaje a Perú, estaba en medio de las maletas, tratando de organizar cosas en mi blog para seguir publicando durante mi ausencia, y llevando la vida con los dos enanos. ¿En qué tiempo iba a hacer esto? ¿Y qué iba a hacer? Por suerte me recordaron que la fecha límite era dos días después de mi regreso a Madrid y que seguro tenía tiempo (así es que aquí estoy, corriendo como loca).
Después de mucho pensar, se me ocurrió hacer un móvil de techo con pequeñas “construcciones” de Lego. No son castillos, no, pero para mí, como si lo fuesen, ya que el reto me sirvió para, por fin, hacer algo para la habitación de mi enano, que, casi a punto de cumplir un año, tenía cero decoración y absolutamente nada hecho por mí.


Para hacer el móvil utilicé:
las piezas de Lego,
hilo de bordar,

Y lo que creo que es una parte fundamental del móvil (y pido perdón por las fotos, que fueron hechas en la tienda con la cámara mala de mi teléfono):
un ángulo para yeso.
¿Pero eso qué es? Y, ¿Para qué se utiliza en construcción? No tengo ni idea, pero a mí me vino MUY bien (*). Era justo lo que estaba buscando: algo ligero, que tuviera un “patrón” de agujeros, en lo posible redondos (para seguir el “ritmo” visual de las piezas de Lego) y que fuera fácil de cortar. Algo que diera sensación de construcción, quizás incluso de pequeña grúa en el móvil.
Para conseguir que este ángulo tuviera la forma necesaria, lo que hice fue aplastarlo primero con la mano (como digo, es muy fácil de manejar, pero mantiene la rigidez necesaria para sujetar el móvil), y cortarlo con unas pinzas tipo tijera que había en la mesa de trabajo a la salida de la tienda de bricolaje donde encontré esta maravilla.
Para que quedaran bien planas, al llegar a casa, di golpecitos con el martillo en el doblez del “ángulo”, con lo que quedaron así.
En cuanto a las piezas de Lego, tuve que hacer un pequeño agujero a aquellas que sujetarían las “construcciones” del móvil.
Para esto utilicé un pequeño destornillador y un martillo.
Dando un golpe al destornillador apoyado en el centro de la pieza. De esta manera:
Pasé luego el hilo de bordar por el agujero,

E hice un nudo grueso para que se sujetara bien.

Y empecé a hacer las “construcciones”.

Ahora bien, ¡aquí vino lo divertido! Sujeté las pequeñas construcciones, con sus hilos, a las “barras” de metal (las que hice con el ángulo), y empecé a jugar haciendo equilibrio. Esta parte fue la mejor, ya que no sólo tenía que tener en cuenta el largo de cada hilo y su posición y peso, si no también ir añadiendo o quitando piezas a cada construcción para que quedaran perfectamente balanceadas. ¡Jugando con Legos como cuando era niña!

El resultado es este…

Visto desde abajo:

Y visto desde el lado:

La verdad es que, pese a haber tenido que correr, ¡me encantó hacerlo! Y me gusta mucho cómo ha quedado. Y a ti, ¿qué te parece?

(*) mi marido dice que el ángulo sirve para hacer esquinas de paredes de yeso. ¡Este sí que sabe, pero seguro que el móvil no le queda como a mí!

Lee el post original