Skip links

Cómo hacer un sencillo móvil decorativo con fleje

Vuelvo «a cuestas» con el fleje, y es que en esta ocasión quiero mostrarte una forma increíble de darle un toque muy personal a cualquier pequeño rincón de tu casa… ¡yo he de confesar que para situar este nuevo DIY me he decidido por la habitación de Nerea, sin lugar a dudas mi espacio favorito de la casa! ; )

Móvil decorativo con fleje

Los materiales que necesitarás para para hacer un móvil decorativo con fleje son:

  • Fleje
  • Tijeras
  • Regla
  • Rotulador 
  • Hilo de nylon
  • Corazón de madera

    Lo primero de todo será cortar dos tiras de fleje de 16 cm cada una de ellas, cuatro de 6 cm, una de 8 cm y dos de 5 cm; a continuación, uniremos nuestras tiras con la ayuda de la remachadora y los ojetes, teniendo en cuenta lo siguiente:

    – Las tiras de 16 cm se corresponden con los laterales de la cara del animal que representa nuestro móvil.
    – Las tiras de 6 cm se corresponden con las orejas de la cara del animal que representa nuestro móvil
    – La tira de 8 cm se corresponde con la cabeza o zona superior que une las orejas del animal que representa nuestro móvil.
    – La tira de 13 cm se corresponde con el hocico y bigote superior del animal que representa nuestro móvil.
    – Las tiras de 5 cm se corresponden con los dos bigotes inferiores del animal que representa nuestro móvil.

    Seguidamente, pasaremos un trozo de hilo de nylon por los ojetes metálicos de la zona superior de las orejas de nuestro animal (que por cierto, para mi es una especie de gato-ratón…. ¿y para ti?), atándolo por dos lados a la parte inferior del corazón de madera.

    Y ya, para finalizar con el DIY de hoy, anudaremos por dos lados un nuevo trozo de hilo de nylon a la zona superior del corazón, con el fin de poderlo colgar donde deseemos: ¿qué te ha parecido la idea?… ¿te animas a llevarlo a cabo?

    Lee el post original

    Join the Discussion

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

    Ir arriba