img_0620

Vestido de vuelo

¡Buenos días!

Hoy quiero compartir con vosotros un tutorial de costura para haceros un vestido cómodo y bonito de forma sencilla. Para mi vestido he elegido esta tela de franela de cuadros (16€/metro) de Ribes y Casals. Cuando os la enseñé por mi IG, muchos me comentasteis que pegaba mucho para hacer una camisa de invierno y, la verdad es que sí! No descarto que la próxima franela bonita que pille la convierta en camisa 😉


Pero por ahora estoy muy contenta con mi vestido. Es muy cómodo y calentito y lo he combinado ya con converse y piernas al aire, cuando hizo buenísimo el pasado puente, y con botas y calcetines altos, ahora que ha llegado la lluvia. 

Para haceros uno igual a vuestra medida vais a necesitar partir del patrón base de cuerpo delantero, del patrón base de espalda y del patrón base de manga. Y para cortar el vestido al bies para que os queden los cuadros en diagonal necesitaréis 2 metros de tela.




Empezamos transformando nuestro patrón a medida base. Queremos que el vestido sea entallado en pecho y hombros pero el resto tiene vuelo, así que quitaremos las pinzas y abriremos la falda. Para ello sobre el patrón en papel cortamos con tijeras por donde indica el dibujo, uniendo las dos pinzas hasta el centro del pecho y cerramos la pinza de pecho. La falda la abriremos en diagonal a 45º. De esta forma, cuando cortemos la tela el costado será paralelo a los cuadros de la tela.

Con la espalda sólo tendremos que preocuparnos de darle vuelo a la falda abriendo igualmente  a 45º. Es muy importante que no hagamos ningún pico ni aquí ni en el delantero. Las líneas tienen que tener continuidad para que al coser no nos haga formas extrañas.

El cuerpo delantero lo cortaremos al lomo, para que nos quede de una pieza. Esto significa que colocaremos la tela doblada y colocaremos el centro del cuerpo sobre el doblez, para que al recortar nos quede la pieza delantera totalmente simétrica.

La espalda la he cortado al bies igualmente pero en dos piezas, así que tenéis que acordaros de dejar margen de costura en el centro de la espalda además de en todos los bordes del patrón. Tanto el escote del delantero como el de la espalda los he abierto un poco a mi gusto.

Si leéis atentamente el paso a paso del patrón base de manga, veréis que al final os indico que la curva del patrón mide igual que el recorrido de la sisa. Pues bien, para que esta manga quedara muy entallada, he mantenido la curva muy curvada (perdonad la redundancia) y he repartido el recorrido de sisa delantero y de la espalda por separado cada uno desde su extremo. Así he dejado el centro de la manga “vacío” para colocar una pinza que nos haga una forma más bonita en el hombro. Este paso no es necesario, pero os lo recomiendo 😉

Y por último  cortamos las piezas de las vistas del escote con el patrón del escote del cuerpo y la espalda. Con hacerlas de unos 5-6 cm de ancho vamos bien. La vista de la espalda la hice en una pieza, no en dos como la espalda del vestido.


Vale, hacemos recuento: en total tenemos que tener 1 pieza del delantero, 2 piezas simétricas del patrón de espalda, 2 mangas, 1 vista del escote delantero y 1 vista del escote de la espalda.

Y recordatorio: márgenes de costura, entre 1,5 y 2 cm.

¡Listos para coser!

1. Colocamos las dos piezas de espalda encaradas por el delantero y cosemos el centro de la espalda. Planchamos la costura abierta y sobrehilamos.

2. Colocamos la pieza del delantero y la de la espalda abierta encaradas por el derecho de la tela y cosemos los costados y los hombros. Planchamos las costuras abiertas y sobrehilamos.

3. Del mismo modo unimos las vistas. Las colocamos encaradas y cosemos los extremos. Planchamos las costuras abiertas y sobrehilamos los bordes.


4. Unimos la vista al escote. Para ello colocamos la vista vuelta del revés sobre el escote del vestido haciendo coincidir las costuras de los hombros y cosemos el contorno por el borde. Planchamos la costura abierta y sobrehilamos las telas juntas.


5. Cerramos la pinza de la manga si la hemos tenido en cuenta. Planchamos la pinza hacia la espalda.


6. Cerramos las mangas. Planchamos la costura abierta y sobrehilamos juntas las telas. 

7. Ponemos la manga del derecho y el vestido del revés, con el revés de la tela hacia afuera. Colocamos la manga por dentro del vestido y vamos embebiendo la sisa con alfileres antes de coser. Planchamos la costura y sobrehilamos junto.


8. Por último rematamos el puño de la manga y el bajo de la falda con un dobladillo doble. También lo podéis hacer con un dobladillo sencillo y una puntada invisible.

¿Qué os parece? ¿quién se anima a hacerse su vestido de vuelo? ¡Espero que muchas!
¡Que tengáis una feliz semana!
¡Besos! 🙂


Lee el post original

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *