planificador-escritorio-portada

Decoración DIY: de vitrina expositora a planificador para escritorio

planificador para escritorio DIY

¿Buscas una decoración DIY y personalizada? Entonces no puedes perderte este paso a paso para convertir una vitrina expositora en un planificador para escritorio. Gracias su puerta transparente podrás ver todo lo que hay en su interior, pero al mismo tiempo estará protegido del polvo y a salvo de mascotas traviesas.

No te puedes imaginar la ilusión que me hizo cuando desde Handbox me propusieron crear una decoración DIY con Livingo. Si me lees habitualmente sabrás que soy una abanderada de personalizar lo estándar, y que me encanta tunear objetos y muebles para ajustarlos a mis gustos y necesidades.

Gracias a este nuevo desafío por fin iba a poder cubrir una carencia que tenía desde hace meses: necesitaba un planificador para escritorio. Me hacía falta urgentemente un lugar donde tener a mano mi agenda, donde poder apuntar mis ideas, calendario, proyectos, etc.

No pienses que soy una desorganizada, todo lo contrario, de hecho hace algún tiempo me hice un tablón para el escritorio pero acabé harta de que mis gatos se llevaran las notas que colgaba en él, así que tuve que reinventarlo y lo reciclé como perchero.

En definitiva, me quedé sin planificador pero no sin la esperanza de poder tener uno algún día… ¡y por fin ha llegado! Nada más vi la vitrina de coleccionista de Livingo pensé que era mi oportunidad para tener mis notas a mano, pero a salvo de fierecillas indomables gracias a su puerta transparente.

vitrina coleccionista

Cómo hacer un planificador para escritorio paso a paso

Para poder reestructurar y organizar a mi gusto el planificador, debía eliminar las divisiones internas de la vitrina. Los separadores de madera estaban encolados al fondo, así que utilicé un martillo y un formón para despegarlos poco a poco hasta eliminarlos.

vitrina de coleccionista

A continuación pasé la lijadora para terminar de eliminar los restos de adhesivo y pinté la parte exterior y las paredes laterales de la vitrina con chalk paint color frapé, que viene a ser como un gris perla muy suave.

chalk paint color gris perla

Seguidamente pinté el fondo con esmalte al agua de color negro mate.

pintar con esmalte al agua color negro

El siguiente paso consistió en crear la nueva reestructuración interna del planificador, para ello me serví de diferentes materiales:

– Listones de pared.
– Tablilla de madera.
– Cartulinas de colores.
– Servilletas de papel.
Pinzas para la ropa.
Washi tape.

planificador-escritorio-antes-organizar

Con estos elementos lo que hice fue:

– Una caja de cartulina para guardar las tarjetas de visita que me van entregando a fin de tenerlas todas localizadas y a mano.
– Otra caja de cartulina para guardar lápices y rotuladores con los que apuntar.
– Separadores internos con los listones y decorados con servilletas de papel.
– Un apartado hecho con la tablilla de madera y decorado con cartulina para guardar el iPad y la agenda.
– Unos enganches hechos con pinzas de la ropa decoradas con washi tape para colocar el calendario mensual.

Todo ello lo adherí a la caja con la pistola termofusible (listones, pinzas y tablilla) y con cinta adhesiva de doble cara (cajas de cartón).

planificador-escritorio-despues-organizar

Por último coloqué la puerta y situé el planificador sobre a mesa, aunque también se puede colgar de la pared ya que la vitrina ya viene preparada con unos orificios para que así puedas hacerlo.

planificador de mesa DIY

En mi caso no quise colgar la vitrina porque me interesaba tener el planificador cerca del ordenador para poder consultar las notas en cualquier momento. Además de esta forma lo tengo mucho más accesible ya que solo tengo que estirar el brazo para deslizar la puerta y coger lo que necesite.

vitrina expositora convertida en un planificador para escritorio

Gracias a esta transformación de la vitrina de coleccionista de Livingo he conseguido tener un planificador para escritorio personalizado en el que tener a mano mis notas y calendario de tareas. La puerta deslizante resulta idónea para proteger todo lo que guardo en su interior de las garras de mis gatos.

Por último esta customización no solo convierte la vitrina en un mueble práctico, sino que además su decoración DIY aporta una nota de color sobre la pared blanca.

¿Qué te ha parecido este cambio para convertir una vitrina expositora en un planificador para escritorio? Para mi ha supuesto la solución que estaba buscando para mantener mis notas ordenadas y a mano, pero al mismo tiempo a salvo de tus mascotas.

Si te ha gustado esta entrada puedes ver muchos más proyectos DIY e ideas para tunear muebles y objetos en www.bricoydeco.com ¡Gracias por comentar y compartir!

La entrada Decoración DIY: de vitrina expositora a planificador para escritorio aparece primero en Bricoydeco y algo más….

Lee el post original

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *