Entradas

Spray de agua de mar para ondular el cabello. DIY

¡Hola de nuevo! ¿Cómo han ido las vacaciones? ¿Cortas verdad? ¡Contar, contar!
Bueno, pues después de un tiempo de desconexión vuelvo a la carga. Empezamos la primera entrada de este año con un DIYmuy facilito para no olvidar del todo el verano, porque parece que los días de playuqui se están acabando… esos paseos por la orilla de la playa, el estar tendido sobre la arena sin dar un palo al agua y ese cabello alborotado pero con ciertas ondulaciones de lo más naturales. Hoy os cuento cómo retener algo del verano: las ondulaciones (preferiría conservar los paseos por la orilla y demás, pero para esto no tengo remedio natural L…). Aquí tenéis la receta:
Ingredientes

Imagen: Organicus

Agua: utilizarla tibia para ayudar a disolver la sal
Sal gorda de mar: también podéis utilizar sal fina o del Himalaya
Sales epsom: ya os conté aquí que podían servir para dar volumen a tu cabello
Aceite de aguacate: para compensar la deshidratación que ocasiona la sal. También podéis utilizar aceite de coco, de almendras o incluso un poco de vuestro acondicionador.
Gel de aloe vera: podéis añadir también o sustituir el aloe por el gel fijador que utilicéis normalmente.
Instrucciones

*Añade un vaso de agua templada a un recipiente con vaporizador.
*Añade una cucharadita de sal de mar, una de sales epsom y otra de gel de aloe vera. Añade 10 gotas de aceite de aguacate y agita bien; el aceite y el agua son inmiscibles, pero no quería añadir un emulsionante para no complicar el tema ya que la cantidad de aceite es mínima y el aloe puede ayudar un poco a mezclar.
Imagen: Organicus
*Aplica el spray sobre el pelo húmedo, “estruja” el pelo con una toalla y déjalo secar al aire o con ayuda de un secador para acabar de darle forma. ¡Listo! Podéis incrementar la cantidad de sal si queréis potenciar el efecto, pero no abuséis porque la sal os puede deshidratar en exceso el cabello y quedaros algo similar a un estropajo. Queda dicho.
Imagen: Organicus
Referencias:

Visita la entrada original AQUÍ