Entradas

Flores hechas con cápsulas de café Tassimo

Hoy os presento otro DIY con cápsulas de café (podéis ver el anterior diy hecho con cápsulas aquí, en este caso se trataba de un colgante, hoy es algo muy distinto). Sin embargo, el de hoy lo realicé con cápsulas de café Tassimo. Me planteé: si se hacen cosas chulas con las cápsulas Nespresso, ¿por qué no con las de Tassimo? Y aquí está: una nueva manualidad en la que las protagonistas son las flores y la frase positiva que he escrito junto a ellas. Está en gallego y la traducción a español es “Si llueve, ¡qué llueva!”.
Antes de comenzar con la explicación deciros que este DIY participa en la Fiesta de Enlaces de las #diogeneras que es un desafío en el cual muchas diybloggers participan con sus manualidades hechas con cosas recicladas.
Ahora sí, ¿Te apetece ver cómo las he hecho?

Lo primero de todo es limpiar las cápsulas retirando todo el café y limpiándolas bien con jabón para que no quede ni una pizca de suciedad.
Sacamos las pinturas del cajón. En mi caso he usado pintura acrílica. Se adhiere bien al plástico pero eso sí, hay que esperar bastante hasta que se seque bien.
Yo comencé pintando la parte central de las flores, pero podríamos comenzar a pintar por los pétalos. Es indiferente.

Después pintamos (por la parte de atrás) los pétalos. Es decir, no por la parte que se ve en la siguiente foto, sino por el otro lado, por donde en su día estuvo el café. De este modo es muy sencillo hacer los pétalos debido a que la propia forma de la cápsula nos lo permite hacer sin dificultad alguna.
Procedemos a recortar el sobrante de la flor, quedándonos sólo con la parte que muestro a continuación.

En una cartulina blanca he dibujado unos tallos para las flores y la frase motivante de la cual os hablaba al principio de este post 😉 De este modo, cuando vuestras fuerzas flaqueen, echáis un vistazo a este dibujo ¡Y a por todas!
Por último, pegamos las flores con pegamento fuerte a la cartulina ¡y listo para colocar en el lugar que más nos apetezca!
Y si llueve, ¡pues qué importa! Hay que continuar con nuestras vidas igual, con quizás una pequeña dificultad incorporada, pero hay que seguir adelante, ¡por supuesto que sí!
Espero que os haya gustado el DIY de esta semana.
Os espero la semana que viene, ¿cuento contigo, verdad?

Cristina ♥

Visita la entrada original AQUÍ