Entradas

Cuello de lana a punto elástico

Tengo una amiga a quien acudo cuando me duele algo (ella es fisio). La última vez fue hace unas semanas. Me propuso que hicieramos un trueque: masaje por cuello de lana. Yo acepté sin pensarlo ni una pizca (no solo porque necesitaba el masaje como agua de mayo, sinó porque ¡me encantan los trueques!).
Esta temporada he hecho algunos cuellos, variando el color, pero con las mismas lanas y del mismo estilo, pero este quería hacerlo diferente, y eso es lo que os voy a mostrar hoy:


Para tejer este cuello el MATERIAL que he usado, tan solo ha sido:
  • 1 ovillo de lana “FUNKY”, de Katia (53% Lana, 47% Acrílico) de tonos verdes.
  • Agujas circulares, de 8mm. (Aunque en principio esta lana es para tejer con agujas de 5mm).
  • Tijeras.
El punto elástico consiste en ir intercalando puntos del derecho y del revés en la misma vuelta (y repetir los mismos puntos en las siguientes vueltas).

En este caso hacemos series de 6 puntos (6 puntos derechos y 6 puntos del revés) por lo que necesitamos montar un número de puntos múltiple de 12. (Así, al unir los dos extremos no coincidan puntos del derecho y derecho o a la inversa.)

Como os expliqué con el otro cuello, una vez hemos montado los puntos, hemos de vigilar que queden todos en la misma dirección, para que al unir los dos extremos no se retuerza la labor.
Tejemos 6 puntos del derecho y 6 del revés. Si hemos montado 108 puntos lo repetiremos hasta 9 veces.

Repetimos el mismo proceso (donde hemos tejido derecho seguimos con derecho y donde hemos tejido revés seguimos tejiendo del revés) hasta que se nos vaya terminando el ovillo. En mi caso han sido 48 vueltas ¡ni más ni menos!
Lo bueno del punto elástico es, como su nombre indica, que es elástico. En este caso es un cuello que puedes llevar, tanto con una vuelta, como puesto en los hombros, como dandole dos vueltas, bien arrapado al cuello (¡Pero sin ahogar!)

Cuello de lana a punto elástico