Entradas

cómo hacer tarjetas de visita originales

Hace unos días publiqué por Facebook e Instagram fotos de unas tarjetas de visita hechas a mano que me había hecho para el blog, os gustaron tanto que me he animado a compartir por aquí más fotos de las tarjetas y así os cuento mi experiencia, para que os hagáis un copieteo sano 🙂
¿Quieres saber cómo hacer tarjetas desde casa con un presupuesto ajustado?
¡¡¡sigue leyendo!!!


Lo primero de todo es el sello, aquí caben dos posibilidades:
  1. Te haces tú misma el sello
  2. Compras uno con tu logo.

La primera opción yo la descartaría si tu diseño tiene muchas letras pequeñitas ya que suelen ser muy difíciles de carvar sin que te quede un churro, ahora bien, si tienes, por ejemplo, un logo con un dibujo sencillo, atrévete a carvarlo tú solita y ahórrate unos cuantos euros.

Como veis, yo me decanté por la segunda opción: dejar el sello en manos de profesionales.
Aviso, es caro, bastante caro, pero merece la pena y creo que los veintitantos euros que cuesta un sello de caucho autoentintable a largo plazo sale rentable. Lo podéis encargar en cualquier imprenta de vuestra ciudad/pueblo, no creo que tengáis problema, pero si no os convence, en Internet hay miles de tiendas con muchas ofertas.
Una vez tengas tu sello, compra papeles de scrapbooking (papeles decorativos más gruesos y resistentes que el papel normal y absurdamente caros) que tengan motivos bonitos por ambas caras, y recorta tus tarjetas con las dimensiones que te apetezcan, puedes jugar con el tamaño creando tarjetas distintas según la ocasión. Si no tienes papeles de scrap, da igual, usa cartulina blanca y decora a tu gusto, troquela los bordes, pon washi o fabric tape (el mío de las fotos es de los chinos, monérrimo ¿eh?) ¡dale tu toque personal y haz que tus tarjetas sean únicas!
Aunque de primeras tengas que desembolsar una cantidad importante en el sello, con el tiempo verás amortizado ese gasto, además, puedes utilizar el sello con tu logo para bolsitas, etiquetas….¡tendrás un packaging corporativo por veintitantos euros!
Piensatelo y me cuentas 🙂
Si te apetece ver otro ejemplo de tarjetas handmade aquí tienes otro modelo de mi colega Mimosorum la mar de bonito.

Visita la entrada original AQUÍ