Entradas

Tiñendo naturalmente (II)

Sigo probando tintes naturales. Después de preparar una estupenda crema de zanahorias, herví las pieles de estas y las utilicé para teñir lana. Aprovechando también que me hice unos vahos con hojas de eucalipto para aliviar la congestión nasal que tenía (¿piensa llegar el verano?), herví un poco más la mezcla y utilicé también el preparado para teñir. ¡Como veis no se tira nada! Aquí os dejo algunas fotos del proceso y del resultado final.

Con el eucalipto se consigue una gama de tonos marrones-verdosos y como me puse a experimentar con el vinagre, conseguí también un tono beis.
Con la piel de la zanahoria quedan unos tonos dorados increíbles y si añadimos vinagre conseguimos oscurecerlos un poco.
Imágenes: Organicus

Visita la entrada original AQUÍ