Entradas

Pintar paredes con chalk paint en casa

Cómo estáis leyendo… Pintar paredes con chalk paint es posible. La pintura de tiza o chalkpaint cambió la forma de renovar nuestros muebles. Muchas veces no hace falta lijar y logramos un acabado ultramate, que nos encanta. Ahora el siguiente paso es pintar paredes con chalk paint. No solo los muebles, ahora toca también las paredes.

pintar-pared-chalk-paint-2

¿Por qué pintar paredes con chalk paint?

Si eres un amante del estilo nórdico, esta pintura puede ser la solución perfecta para cambiar el aspecto de tus habitaciones. La chalkpaint se caracteriza tanto por ser una pintura que cubre muy bien la superficie que queremos cambiar de color como por ser una pintura que resulta muy fácil de aplicar. Además no huele y seca muy rápido.

Materiales para pintar paredes con chalk paint

Si vamos a pintar paredes en casa hay una serie de elementos, que no pueden faltar en nuestra caja de herramientas. Podéis encontrar en la web http://kaiserkraft.es una enorme variedad de objetos útiles para cualquier proyecto de bricolaje, que estéis planeando. No os podéis perder su mesas de trabajo, carros para herramientas o las escaleras, tan útiles para pintar.

pintar-paredes-chalk-paint-6

  • Rodillos: Os recomendamos combinar rodillos de diversos tamaños para poder pintar las zonas más amplias y las más estrechas.
  • Alargo: Podemos acoplar una alargo a nuestros rodillos para poder pintar las partes más altas sin tener que hacer posturas forzadas.
  • Cubeta: Si pintamos con rodillos, la cubeta es esencial para cargar bien pintura y posteriormente descargar para lograr la cantidad de producto necesaria para crear capas de pintura adecuadas.
  • Chalkpaint para paredes: Es un producto que acaba de sacar al mercado Xylazel y que estábamos como locos por probar.

pintar-paredes-chalkpaint-6

Cómo pintar paredes con chalk paint

Queremos cambiar el color de nuestras paredes, pero queremos hacerlo de una forma rápida. Por eso sacamos el rodillo y la cubeta para pintar paredes con chalk paint sin necesidad de morir con el esfuerzo. Para rodapiés y esquinas vamos a cambiar el uso de la cinta de carrocero por un rodillo. Esta herramienta cuenta con una pieza que evita que manchemos las paredes adyacentes. Teníamos ganas de probrarlo y no había oportunidad mejor que estrenarlo en este proyecto para pintar paredes con chalk paint.

Paso 1: Protegemos el suelo

Sé que puede parecer un trabajo innecesario, pero para no gastar tiempo limpiando manchas de pintura es necesario colocar previamente papel de protección.

pintar-paredes-chak-paint-11

Paso 2: Pintamos las esquinas

Sacamos un rodillo especial para esquinas y rodapiés. Este rodillo nos permite pintar líneas rectas sin mancha la pared continúa, armarios o rodapiés. Este rodillo está especialmente diseñado para coger pintura y con un solo giro del mango poder colocar una pestaña que limita la zona que estamos pintando. Así no manchamos todo lo que encontramos a nuestro paso.

pintar-paredes-chalk-paint-9

Paso 3: Aplicamos la pintura

Sacamos el rodillo no paramos de pasar el rodillo, arriba y abajo. Con la intención de que se note lo menos posible las marcas del rodillo es recomendable ir solapando pasadas. Es normal que la primera capa de pintura no quede homogénea, pero os queríamos mostrar una imagen para que podáis ver que cubre bastantante bien. De hecho, habíamos pintado antes en la pared con colores muy oscuros y queríamos ver si la chalk paint para paredes podía tapar los colores antiguos sin problemas.

pintar-paredes-chalk-paint-7

Normalmente cuando la pintura seca, en colores muy oscuros, cambia bastante el tono.

pintar-paredes-chalk-paint-8

Paso 4: Aplicamos una segunda capa de pintura

Y con la segunda capa de pintura todo cambia. Vemos que se tapa por completo la pintura antigua y que no se ven las marcas del rodillo. Al tacto la pintura seca en 30 minutos, pero es recomendable, tal y como  indica el fabricante, esperar 1 hora para aplicar esa segunda capa de color. Por cierto, os mostraremos en el siguiente post cómo crear unos pequeños elementos decorativos con la chalk paint para paredes. Os vamos dando un par de pistas: nos son plantillas, ni es pasta relieve.

pintar-pared-chalk-paint-2

 

Nuestra experiencia sobre cómo pintar paredes con chalk paint

 

  • Densidad: Nos gusta mucho lo bien que cubre la pared. Con dos capas el color queda homogéneo.
  • Secado: En apenas media hora seca la capa de pintura, lo que nos ha parecido muy rápido.
  • Acabado: Es ultramate y tiene un aspecto de inspiración nórdica. Pero no hay que pasarse estirando la pintura. Os recomendamos seguir las indicaciones del fabricante que señala que dos litros tienen un rendimiento de 10 metros cuadrados de pared. Si tratamos de ampliar ese rendimiento veremos que la pintura no cubre bien y deja ver el color antiguo.

paredes-chalk-paint

La entrada Pintar paredes con chalk paint en casa aparece primero en Inventando baldosas amarillas.

Lee el post original

Falso decapado con Chalk Paint y Lasur

Una de las técnicas “estrella” de la pintura Chalk Paint en  muebles, es el decapado.  El decapado es una técnica que consiste en eliminar capas de pintura sobre un mueble de modo que parezca causado por el paso del tiempo. 

Con el decapado podemos transformar muebles viejos en piezas totalmente nuevas con un aire vintage o envejecido.  También es una técnica muy sencilla y decorativa a la hora de transformar cajas, marcos o cualquier objeto decorativo. 

Para realizar el decapado existen diferentes técnicas, pero quizás, la más conocida  es en la que utilizamos pintura, cera y lija.  

Primeramente pintamos con un color base,  aplicamos cera en algunas zonas para que la pintura no agarre bien. A continuación, pintamos sobre el color base y por último, nos ayudamos  de una lija para “decapar” o quitar la pintura en aquellas zonas donde aplicamos la cera.  De este modo, tendremos algunas zonas donde se verá el color base aplicado como consecuencia del desgaste del mueble o el paso del tiempo. 
Pero hoy os traigo una técnica nueva de decapado que no es habitual. En realidad ha sido un experimento, pues me gusta probar los materiales con otros usos diferentes de los habituales.  Digamos que hemos hecho un falso decapado utilizando  pintura chalk paint y lasur  de colores para madera. 
Si prefieres ver los pasos a seguir con  todas las explicaciones de este tutorial más detalladamente, te invito a seguir leyendo. 

Materiales: 

  • Chalk Paint Blanco Tiza
  • Deco Lasur Azul Provenzal
  • Deco Lasur Rosa 
  • Tabla de madera 
  • Cajón de madera 
  • Pinzas de madera 
  • Clavos y martillo 
  • Lija 
  • Brochas

Paso a paso

Para hacer este falso decapado utilizaremos la pintura Chalk Paint y el deco lasur de color para maderas de interior. Os voy a mostrar dos formas diferentes de realizarlo. Los pasos son los mismos, lo único que varía es el orden de aplicación de los productos

* Primera versión 

Comenzamos pintando nuestra madera con la chalk paint de color blanco tiza. Extendemos la pintura por las zonas que queremos que quede pintada. 

Sin esperar a que la pintura seque,  aplicamos el deco lasur azul provenzal con un pincel o brocha que esté seca. Iremos aplicando poco a poco y con cuidado. Se mezclará muy fácilmente con la chalk paint por lo que aconsejo no extenderlo mucho. 

Una vez seco, se puede dejar así o acentuar un poco más el decapado. Para ello ,nos ayudaremos de una lija fina y desgastaremos un poco más para que aparezca la madera original y darle un aspecto más desgastado. 


Por último, le hemos añadido unas pinzas de madera que  hemos clavado con puntas para convertir nuestra tabla en un práctico y decorativo perchero


Y así es como ha quedado una vez terminado.

* Segunda versión 
Queremos decorar un cajón de madera que tiene un color oscuro. Nos gustaría utilizarlo para guardar los cuentos de los niños y colocarlo en el cuarto de juegos. Por ese motivo, hemos elegido el color blanco, rosa y el color de la madera. 

Como tiene dos listones, en el primer listón hemos puesto una pegatina en forma de estrella para no pintar la madera, y realizado los mismos pasos que con el perchero. Primero chalk paint blanca y luego aplicamos el lasur, que en este caso es de color rosa. Una vez hecho el decapado retiramos la pegatina para dejar ver el color de la madera.

En el segundo listón hemos invertido el orden y los colores. Los pasos serían los mismos que en la primera, lo único que varía es que primeramente comenzamos a pintar con el deco lasur  en lugar de la chalk paint. 

Si habéis utilizado alguna vez lasur sobre madera, ya sabéis que la madera absorbe muy rápido el lasur. Por ese motivo,o debemos trabajar muy rápido una vez aplicado. Sobre el el lasur rosa hemos dado pinceladas con la chalk paint de color blanco. 


Y así es como ha quedado una vez terminada. Perfecta para guardar los cuentos  y libros. 



Tanto la primera versión como la segunda son muy fáciles de realizar y el resultado no puede quedar más bonito. 




¿Qué os ha parecido mi nuevo experimento con estos dos materiales? Esta técnica es muy fácil y rápida para conseguir un falso decapado con Chalk Paint y Lasur.   ¿Estáis dispuestos a probarla? Espero que sí, pues tiene muchísimas posibilidades decorativas.  


Muchas gracias por tu visita 
  Sígueme también en:    Pinterest  Facebook   Twitter   Instagram

Lee el post original

Cómo reciclar una caja de madera con chalk paint y decoupage

No hace falta que digamos que reciclar es una de nuestras grandes pasiones. Reciclar cajas de madera es el proyecto perfecto para empezar con estos de los tuneos de muebles en casa. Son proyectos sencillos y que en poco tiempo podemos ver el resultado final. Si estas Navidades has conseguido hacerte con una caja, os proponemos reciclar cajas de madera de una forma muy fácil y económica. Aunque os avanzamos que reciclar una caja de madera se puede convertir en casi una obsesión y antes de que te des cuenta terminas casi robando cajas a toda la familia. Hace bastante tiempo decoramos unas cajas de frutas empleando servilletas. En ese momento estábamos empezando en esto del Diy y no nos atrevimos a usar la servilleta entera. Pero hoy queremos mostraros un par de trucos para colocar una servilleta en la tapa de una caja de vinos. Os enseñaremos cómo colocarla y que no se arrugue el papel, pero también cómo rebajar los bordes para que quede mejor integrada. Sabemos que ya hemos realizado muchos proyectos parecidos, pero ha caído entre nuestras manos una servilleta preciosa, un poco diferente a las que hemos usado otra veces y teníamos que hacer algo bonito con ella. Os dejamos un videotutorial con todos los pasos. Empezamos una serie nueva de vídeos en los que tratamos de explicar en detalle esos trucos por los que nos preguntáis habitualmente. Me da un poco de vergüenza, pero en esta ocasión casi no hay plano en el que no salga mi cara…. A ver qué os parece.

Materiales para reciclar una caja de madera

Vamos a ir por partes para entrar en detalle en cada técnica y no hacer post súper largos en los que pasamos de una parte de la caja a otra. Hoy nos centramos en reciclar la caja de madera, pero solo en la tapa. En un proyecto muy sencillo, apto para principiantes y que además podemos tener terminado en una tarde.

caja-madera-decoupage
Decorar caja de madera con decoupage,
  • Servilleta. Hemos hablado mucho del decoupage y la decoración con servilletas. En estos momentos podemos encontrar servilletas de estilos muy diversos, con todo tipo de colores y elementos. Para reciclar cajas de madera, el decoupage nos ofrece buenos acabados, la versatilidad de diseños muy variados y la rapidez de un proyecto con pocos pasos. Además, las servilletas es uno de los materiales más económicos.
  • Pegamento. Como siempre podemos aplicar pegamento para papel o podemos rebajar la cola blanca o cola de carpintero con agua. Este pegamento es demasiado denso y para que corra bien sobre la madera es muy recomendable echar algo de agua y realizar una mezcla específica para nuestros proyectos con decoupage.
  • Pincel o brocha. Para el decoupage siempre es interesante usar un pincel o una brocha que tenga el pelo muy fino y suave. Podemos pegar el papel con la plancha o con el pincel. Siempre vamos a dar una primera capa de pegamento sobre la superficie y posteriormente podemos dejar caer el papel y aplicar pegamento con el pincel o pasar la plancha para calentar la primera capa de pegamento y conseguir que se quede fijada la celulosa. En el caso de que no queramos echar mano de la plancha para el decoupage y vayamos a aplicar una capa de pegamento sobre el papel es fundamental buscar un pincel o brocha de pelo muy suave y que la punta sea recta. Si las fibras son gruesas, podemos romper el papel con mucha facilidad.
  • Plancha. Para aquellos/as que no tengan paciencia, para los/as súper perfeccionistas o simplemente si tenemos poco tiempo para nuestro proyecto… La plancha es el aliado perfecto para pegar la servilleta en poco tiempo, sin arrugas y sin complicarnos demasiado. Además, la plancha nos permite usar la servilleta al completo. Es muy frecuente que las servilletas tengan una serie de puntitos alrededor. Cuando pegamos la servilleta con el pincel es muy complicado quitarlos, pero con la plancha resulta bastante sencillo porque simplemente tenemos que ir dando pasadas por esa zona hasta que desaparezcan.
  • Papel del horno. No podemos planchar la servilleta si no colocamos encima papel del horno para evitar que quememos el papel.
  • Chalk Paint de color gris claro. Cuando vayamos a reciclar cajas de madera podemos poner las servilletas directamente sobre la tapa o los laterales, pero tenemos que tener en cuanta que en función de cómo sea la servilleta, si tiene colores más o menos intensos o las líneas están más o menos marcadas, el dibujo del papel puede quedar poco nítido. Por ese motivo vamos a pintar primero la tapa de la caja con una pintura de tiza de un color muy claro, que coordina a la perfección con el dibujo de la servilleta.
  • Lija.
  • Cera.
reciclar-caja-madera
Reciclar caja de madera.

Paso 1: Pintamos la caja de madera

Vamos a pintar la tapa de madera antes de decorarla con decoupage. Hemos elegido para el proyecto una chalk paint Gris invernal de Xylazel. Se trata de un gris muy claro que nos permite tapar por completo la madera con un sola capa y que aportará un fondo claro para que el dibujo de la servilleta quede completamente nítido y se diferencie con facilidad de la superficie que queremos decorar. Cuando pintemos la madera tenemos que dejar que la capa de chalk paint seque bien y pasamos una lija de grano fino para retirar todas las posibles marcas de brocha que hayamos dejado en la pintura. Os recomendamos lijar la pintura para que cuando coloquemos el papel encima no tengamos relieves que nos arruguen el papel. Si vamos a emplear papeles más gruesos, como el papel de arroz o el papel hecho a mano, podemos saltarnos este paso si vemos que no hay muchas marcas en la pintura. Los papeles más gruesos cubrirán sin problemas esas posibles irregularidades en la pintura.

servilleta
Servilleta para decorar nuestra caja de madera.

Paso 2: Aplicamos el pegamento

Damos una capa de pegamento sobre la madera. Podemos aplicar un pegamento específico para papel o rebajar la cola de carpintero con agua. Es fundamental que la capa de pegamento cubra toda la zona donde vayamos a poner el papel porque si nos dejamos alguna parte sin pegamento, el papel no quedará fijado y saldrán bolsas de aire o arrugas. Normalmente según damos la capa de pegamento, a contraluz se ve bien las partes de la madera que quedan sin adhesivo. Mientras dejamos que el pegamento seque podemos ir retirando las capas de la servilleta.

materiales-reciclar-caja-vinos
Elegimos la servilleta para decorar la caja de madera.

Paso 3: Retiramos las capas de la servilleta

Como no vamos a colocar la servilleta inmediatamente después de dar el pegamento, los minutos que dejamos que vaya secando el adhesivo podemos emplearlos en retirar las capas de papel. Normalmente las servilletas tienen tres capas de papel, dos en blanco y una con la tinta. Quitamos las dos que no tienen dibujo y nos quedamos solo con la que tiene la tinta. Si vemos que nos cuesta mucho, un pequeño trucos es frotar con la punta de las tijeras en el borde de la servilleta para que se despeguen las capas. Así nos resulta más rápido separar las diferentes capas de celulosa.

reciclar-caja-madera-chalk-paint
Detalle de la servilleta una vez que la hemos colocado en la caja de madera.

Paso 4: Colocamos la servilleta

Cuando veamos que el pegamento está mordiente es el momento para colocar la servilleta. Presionamos con los dedos sobre la madera con el adhesivo y si vemos que la yema de los dedos se queda pegada, entonces podemos comenzar a fijar el papel. Dejamos caer la servilleta sobre la madera, cuadramos el dibujo, y ponemos papel de horno encima. Con la plancha caliente vamos a ir planchando el papel. Al principio sin hacer movimientos muy bruscos para evitar romper la servilleta y cuando veamos qué ya está pegada podemos presionar con más fuerza. Tenemos que hacer presión en los bordes donde normalmente aparecen unos pequeños puntitos. Si presionamos lo suficiente y damos bastantes pasadas con la plancha, veremos que van desapareciendo.

Paso 5: Barnizamos la servilleta

Con la laca mate de Xyalzel vamos a aplicar una capa que nos ayuda a proteger el papel y a la vez nos aporta más contraste al dibujo. Esta laca es un producto de base disolvente por lo,que no os aconsejamos acelerar su proceso de secado con el secador. Vamos a dejar que vaya secando sola a temperatura ambiente.

Paso 6: Lijamos la servilleta

Como no nos gusta que la servilleta parezca una pegatina sobre la madera, lo que vamos a hacer cuando el barniz está seco, es pasar una lija de grano muy fino sobre el papel. Insistimos en los bordes para dejar más fina la capa de celulosa y que no se note ese pequeño escalón entre el papel y la madera. Según vayamos dando pasadas notaremos al tacto que se va igualando.

tutorial-chalk-paint-caja-madera
Servilleta de flores para decorar una caja de madera.

Paso 7: Disimulamos los bordes

Una vez que hemos terminado de lijar vamos a tratar de integrar un poco más nuestra servilleta en la madera. La idea es que parezca una decoración natural. Con la ayuda de la brocha vamos a aplicar ceras de colores tanto a la madera como al borde del papel para tratar de crear un efecto degradado de color que empiece en la madera y que se meta un centímetro, centímetro y medio, en la servilleta. Aplicamos la cera y dejamos que seque.

colocar-servilleta
Integrar la servilleta en la caja de madera.

Con la ayuda de una servilleta, pintura y ceras hemos cambiado el aspecto de nuestra caja de madera. Seguro que ahora nos sentimos orgullosos/as de nuestro trabajo y ni se nos pasa por la cabeza tirar a la basura nuestra caja. Así reciclar cajas de madera es una tarea muy sencilla y que merece la pena.

dar-cera
Aplicamos cera en el borde de la caja de madera.
reciclar-caja-vinos-servilleta
Nuestra caja de madera terminada.

La entrada Cómo reciclar una caja de madera con chalk paint y decoupage aparece primero en Inventando baldosas amarillas.

Lee el post original

Reciclar una caja de carton con chalk paint

caja-carton-vintage

Empiezo el año decorando una caja de cartón. El elemento básico que he utilizado es la chalk paint o pintura a la tiza.

Ya sabéis que esta pintura es apta para aplicar sobre cualquier tipo de superficie sin imprimación previa por su excelente cubrición. Otra de sus características es que no moja los soportes y seca de forma inmediata, por lo que podemos emplearla incluso sobre papel y cartón.

Antes de enseñaros la caja y el proceso de su transformación, recordaros que hoy es la cita con Anna Llansa, de Diy De todo un poco y su reto mensual. La ganadora del mes anterior, nuestra querida Consu, de El rincón de los tuneos, eligió el tema “Reciclar, tunear, recuperar algo”.


Por otra parte, también hoy es el último día para participar en el reto DIY Express de Recicoración con Guadalupe. En este caso, el tema es “Propósitos del año, ¿dónde colocarlos, guardarlos o escribirlos?


Esta caja de cartón que tenía pendiente de decorar hacía mucho tiempo me ha permitido participar en ambos retos. Por un lado, se trata de un reciclaje como nos indicaba Consu y, por otro, es donde voy a guardar mis propósitos para este nuevo año, siguiendo el tema elegido por Guadalupe.

Para qué voy a mentir, jamás hago esa lista de propósitos. Y no porque no me guste hacer listas, de hecho las hago para todo. Pero me ocurre una cosa, y es que me pone enferma no conseguir tachar todos los puntos de la lista, y sé que las intenciones para todo un año son muy difíciles de cumplir, así que siempre me quedaría alguna. Por eso he decidido no hacer una lista como tal, pero sí anotar algunas cosas importantes para 2018.

Lo primero, enseñaros la impresionante caja que mi hija decidió donarme el día que tuvo que reconocer que ya no le gustaba el personaje en cuestión. Y pensar que hasta fui con ella a un concierto suyo cuando tenía 12 años jajaja. El cartón era fantástico y la caja muy resistente, así que no dudé ni un momento en quedármela para decorarla, a pesar de ser taaaaaan fea. 

caja-carton-brillante
Caja de cartón reciclada

Cómo os habéis quedado??? Fue un regalo de Reyes. Contenía un CD y no recuerdo qué más cosas… pero sí me acuerdo de que mi hija enloqueció jajaja.

Tan sólo con dos manos de chalk paint Xylazel blanco tiza, el pobre chico y todo su brillo pasaron a la historia. Después, forré la tapa con un papel azul estampado.

caja-carton-chalk-paint
Pintar toda la caja con chalk paint y forrar la tapa con papel de decoupage

El papel realmente no es para decoupage, pero me parece precioso…

caja-carton-chalk-paint-papel

Con cinta washi de Miarco, marqué unas rayas en la base de la caja y las pinté con chalk paint azul pastel también de Xylazel.

chalk-paint-rayas-cinta-washi
Delimitar unas franjas con cinta washi y pintar con otro tono de chalk paint

A continuación, pinté también el interior de la caja y rematé el papel de la tapa con pasamanería blanca.

caja-carton-rayas-pasamaneria
Rematar el papel de la tapa con pasamanería
caja-chalk-paint-papel


Con el mismo papel que utilicé para decorar la caja hice unos pequeños sobres y papeles donde anotar las cosas importantes que tengo intención de cumplir en este año.

sobres-papel
Cortar cuadrados de papel, redondear las esquinas y hacer unas muescas en los lados
sobres-papel-plegado
Plegar los lados para formar el sobre
caja-carton-sobres-papel

No veía la caja con el aire vintage que tanto me gusta y eso había que remediarlo con tres detalles. El primero, este tirador viejo:

tirador-viejo
Tirador antiguo reciclado

Una mano muy ligera de chalk paint blanca y listo.

tirador-viejo-chalk-paint
Pintar con una mano ligera de chalk paint

Una tag decorada con papel de arroz y sombreada con tinta distress.

tag-papel-arroz
Tag forrada con papel de arroz y sombreada con tinta oscura para envejecer

Por último, una chapita vintage con un número en el frontal de la caja.

caja-carton-tuneada

caja-carton-almacenaje
Chapa metálica decorativa

Ahora sí me parece una caja de estilo vintage.

decorar-caja-carton
Caja de cartón reciclada y decorada

Por horrorosa que sea una caja de cartón, si es de buena calidad, ya habéis visto que merece la pena reciclarla y decorarla. Con un poco de pintura y papel y alguna otra cosa que tengamos por casa podemos darle una segunda oportunidad. 

Una caja nueva y low cost para custodiar mis propósitos de año nuevo.

caja-carton-decorada-chalk-paint


No os podéis perder las propuestas de ambos retos y votar las que más os gusten. Para que sea más cómodo os dejo el enlace de Anna y el de Guadalupe. Para acceder, tan sólo tenéis que pinchar sobre sus respectivos nombres.

Quiero acompañar también con este trabajo a otra querida amiga, Cecilia, de El mundo de Cecilia, que está celebrando nada más y nada menos que ocho años en este mundo bloggeril. Muchísimas felicidades, corazón, y a por muchos más años en los que por supuesto seguiremos a tu lado.


Besos y muchas gracias por vuestras visitas y comentarios.

carton-caja-decorar-chalk-paint-papel

Lee el post original

Cómo hacer un colgador con FIMO y chalk paint

Hace unos meses que empezamos a hacer proyectos con FIMO. Solo empezamos porque sabíamos que este material nos podía aportar nuevas vías de creación y que tendríamos que ir dedicando algo de tiempo a investigar y experimentar con este tipo de arcilla polimérica. Os mostramos cómo hacer transfer sobre FIMO, sin necesidad de emplear ningún otro producto, y ahora queríamos hacer un colgador con FIMO. La idea era ver otras aplicaciones y transformar las pastillas de esta arcilla en un objeto decorativo.

diy-decorar-fimo
Colgador decorado con láminas de FIMO.

Hay dos elementos del FIMO que nos llamaron la atención y que hizo que nos interesáramos aún más por él: es un material tremendamente manejable y es muy sencillo crear todo tipo de formas, pero a la vez, cuando horneamos la pieza nos encontramos con una material muy duro y resistente. Además, el FIMO es un material que no se degrada ni varía con el paso del tiempo. Esto hace que podamos trabajar sin prisas y que una vez que hemos empezado un proyecto podamos retomar la tarea cuando queramos. Os dejamos un videotutorial de nuestro canal de YouTube para que podáis ver paso a paso cómo hemos hecho nuestro colgador con FIMO.

Materiales para hacer un colgador con FIMO

Hemos reciclado un colgador antiguo de madera. Tanto el soporte como las piezas metálicas las hemos reciclado para nuestro nuevo colgador de FIMO. Si tienes un colgador, espejo, marco o pieza decorativa en casa que quieras renovar apunta esta idea con FIMO. De una manera rápida, sencilla y económica podemos dar un aspecto completamente renovado a nuestras piezas.

materiales-colgador-fimo
Materiales para hacer un colgador con FIMO.

-Pastillas de FIMO. Hemos usado dos pastillas de FIMO para nuestro trabajo de decoracón del colgador. En este caso concreto no hemos necesitado gran cantidad de material porque la idea era crear unas baldosas decoradas con relieve que fueran finas y que cubrieran toda la superficie. Aquí hay un elemento importante a tener en cuenta. Como en nuestro proyecto hemos pintado las teselas de FIMO no era relevante el color de la arcilla que íbamos a usar, pero si queremos que el color original del FIMO se vea entonces tendremos que seleccionar el color previamente.

– Laminadora. Para trabajar el FIMO tenemos varias opciones. Si tenemos en mente hacer bastantes proyectos con este material es recomendable hacerse con varias herramientas que nos van a ahorrar tiempo, mejorar el acabado y dar descanso a nuestras manos. Pero si estamos empezando y no tenemos intención de hacer gastos añadidos podemos alisar las pastillas con la ayuda de una tubería o cilindro de plástico. Un truco para tratar de conseguir láminas de un mismo grosor es colocar el FIMO sobre una superficie y a ambos lados dos elementos que tengan la altura del grosor que estamos buscando. Esos elementos, que pueden ser tapas metálicas de nuestros botes de cristal, nos van a servir de apoyo al cilindro que vamos a ir pasando sobre la arcilla y nos van a marcar el grosor de la lámina.

– Azulejo o cartón. Trabajar el FIMO directamente sobre la mesa puede hacer que llenemos de manchas la superficie y que vayamos dejando trocitos de arcilla por todas partes. Para facilitar nuestro trabajo podemos colocar como base un azulejo o un cartón liso.

– Cuchilla de corte. Es una herramienta fundamental para conseguir que los bordes de las piezas de FIMO queden bien limpios. Podemos emplear las cuchillas de la marca o como alternativa buscar un cúter o un bisturí. Aunque tenemos que decir que las cuchillas que vende FIMO son de alta calidad, se manejan muy bien y nos encantantan porque los cortes quedan muy limpios. Además, hay diversos tipos de cuchillas para lograr cortes con diversas formas.

-Chalk paint. Sí, queríamos probar cómo quedaba el FIMO cuando lo pintábamos con la pintura de tiza. Sabíamos que está arcilla te permite un cambio de color, pero teníamos que comprobarlo y ver cómo absorbía la pintura. Y en efecto, las piezas hechas con esta arcilla se pueden pintar sin problemas. Para decorar nuestro colgador de FIMO hemos empleado dos colores de chalk paint de Xylazel, un azul cielo y otro más oscuro.

– Ceras con efectos metalizados. Acaban de salir al mercado y por supuesto, nos ha faltado tiempo para probarlas. Xylazel ha diseñado dos ceras de efectos metalizados como complemento a su gama de pinturas chalk paint. En estos momentos hay dos colores, uno plata y otro, oro. Tuvimos muchas dudas, pero para decorar nuestro colgador nos decantamos por el oro.

– Horno, papel y reloj. Este paso nos resulta un pelín estresante. Cuando horneamos el FIMO tenemos que tener en cuenta que hay una temperatura a la que tenemos que mantener el horno durante 30 minutos. No nos podemos pasar de 110 grados porque podemos quemar la pieza. Y aunque no haga falta, nos pasamos los 30 minutos mirando el termómetro para asegurarnos de que se pasa.

pintar-fimo-chalk-paint
Ceras metalizadas para decorar nuestro colgador de FIMO.

Paso 1: Hacemos las láminas de FIMO

El FIMO es un arcilla polimérica. Esto supone que cuando trabajamos el material encontramos una materia muy manejable y fácil de manipular con las manos. Podemos realizar cuando quieras tipo de pieza y una vez que horneamos nuestro proyecto se convierte en un material de gran dureza. En nuestro colgador vamos a usar unos mosaicos rectangulares para decorar la madera. Lo que vamos a hacer es transformar las pastillas de FIMO en láminas muy finas. Para ayudarnos en la tarea podemos usar una laminadora que nos permite aligeran las piezas de FIMO. Vamos dando bastantes pasadas y cortamos los cuadrados siguiendo las medidas del colgador. Las cuchillas nos van a permitir cortar las láminas y delimitarlas justo a la zona que queremos cubrir. Vamos a ir poniendo las piezas de FIMO sobre la madera del colgador hasta cubrir todo.

laminadora-fimo
Laminadora para trabajar el FIMO.
cortar-fimo
Cuchillas para cortar FIMO.

Paso 2: Damos relieve

Cuando tenemos las láminas cortadas y colocadas sobre el colgador vamos a darle relieve con un sello de goma. Ponemos el sello sobre el FIMO y presionamos bien para dar relieve a la lámina.

estampar-fimo
Sellos de goma para hacer relieve.

Paso 3: Horneamos la pieza

Con la ayuda de la cuchilla separamos la pieza de FIMO de la madera. Colocamos en la bandeja del horno nuestro trabajo y horneamos durante 30 minutos a 110 grados de temperatura.

colgador-fimo-manual
Colgador hecho de FIMO.

Paso 4: Pintamos el FIMO

Una vez que hemos sacado la pieza del horno, dejamos que enfríe y pintamos con chalk paint directamente.

pintar-fimo
Chalk Paint para pintar FIMO.

Paso 5: Aplicamos una pátina con cera metalizada

Sobre la capa de pintura aplicamos la cera con una brocha. Dependiendo de si queremos que tenga más o menos presencia damos más o menos cantidad de producto.

colgador-hecho-fimo
Colgador de FIMO decorado con pinturas y cera.

Colocamos las piezas metálicas del colgador y ya lo tenemos listo. Con ceras metalizadas, FIMO y chalk paint hemos conseguido cambiar por completo el aspecto de nuestro colgador de una forma rápida, sencilla y por poco dinero.

diy-fimo
Decorar FIMO.

La entrada Cómo hacer un colgador con FIMO y chalk paint aparece primero en Inventando baldosas amarillas.

Lee el post original

Dos formas de decorar madera con decoupage y chalk paint

Somos súper fans de la madera y uno de los objetos que más nos gustan son las casitas. Las posibilidades son infinitas, pero en este post os queríamos contar dos formas de decorar una casita de madera empleando decoupage y chalk paint. Estos materiales, el papel y la pintura de tiza, se han convertido en la forma más fácil de cambiar de imagen nuestros muebles y no nos cansamos de combinarlos. Si no tienes tiempo o cuentas con poco presupuesto el decoupage y chalk paint son dos formas de decorar una casita de madera o cualquier otro objeto sencilla y con resultados personalizados. Con ambos materiales no sólo podemos cambiar el color de nuestros proyectos, además, podemos personalizarlos con nuestros propios diseños y llevar a cabo un cambio radical por poco dinero.

Decoupage y chalk paint, dos formas de decorar nuestra casita de madera

Os proponemos combinar dos formas de decorar una casita de madera (decoupage y chalk paint), pero podemos quedarnos con solo una de ellas o apostar por su combinación. Elegimos la chalkpaint porque es una pintura que nos permite un cambio de color muy rápido, es muy fácil de usar y los colores son tan variados que es casi imposible no encontrar lo que buscas. Del papel no sabemos qué deciros, porque hemos hablado tanto. Es, sin duda alguna, uno de nuestros materiales favoritos y creemos que es casi imposible no enamorarse de todos los diseños que hay. Con unos truquitos tanto la chalkpaint como el papel se convierten en nuestros aliados con técnicas que podemos llevar a cabo sin conocimientos previos y con muy poco tiempo. En este sentido, no podemos olvidar la plancha para la colocación del papel, que nos facilita mucho la vida y que nos hace ganar mucho tiempo mientras evitamos las arrugas. La lija para cortar el sobrante de la lamina es una forma muy rápida de lograr que los bordes queden perfectos y los tampones de tinta para dar un mini efecto a las esquinas. Respecto a la chalkpaint, si vemos que está muy densa, un poquito de agua nos puede facilitar su aplicación y la calidad de la brocha o el rodillo pueden hacer que no tengamos que gastar tiempo en eliminar las marcas de las fibras.

casita-madera-6
Casita de madera decorada con papel y pintura.

Materiales para decorar con decoupage y chalk paint

Os contamos todos los materiales que nos va a a hacer falta tanto para decorar con decoupage como para usar chalkpaint. Como os decíamos podéis emplear solo el papel o la pintura, aunque ya que nos ponemos combinar ambos seguro que os ofrece resultados espectaculares.

casita-madera
Decorar una casita de madera con chalk paint y decoupage.
  • Casita de madera. Casitas de madera hay muchas, pero ésta con el cajón nos ha encantado. Es una casita de Artemio que cuenta con infinidad de soportes para personalizarlos. Hace unas semanas os mostramos el paso a paso para decorar un corazón de madera de la misma marca emplenado también decoupage y chalk paint.
  • Decoupage o decorar con papel. El mundo del papel es inmenso y a veces hay ciertas técnicas o trucos que pueden variar en función del tipo de papel que vayamos a emplear. No es lo mismo una servilleta que un papel pintado, pero en esta ocasión hemos elegido unos papeles de Artemio. Os hemos hablado en otras ocasiones de los cuadernos de la marca. Se trata de álbumes diseñados en función de una colección. Esto nos hace encontrar láminas que combinan entre sí a la perfección y en el caso de que queramos decorar varios elementos de forma coordinada nos puede ser de ayuda. Para decorar nuestra casita de madera hemos elegido la colección ScandiSweet de Artemio donde los rosas, blancos, amarillos, grises y verdes son los grandes protagonistas en tonos muy suaves.
  • Pegamento. Sobre cómo pegar el papel hemos recibido muchas consultas y aunque hemos hablado varias veces de este tema volvemos a la carga. Existen pegamentos especiales para diversos tipos de papel. Tenemos pegamento para servilletas, para papel pintado, pegamento con efecto antiguo o preparado para meter las piezas en el lavavajillas. Todos esos pegamentos están diseñados para trabajar con materiales específicos y para lograr ciertos resultados. Si estamos empezando en el mundo del decoupage, puede que no tengamos ganas de hacernos con varios pegamentos a la vez. Para iniciarse podemos optar por utilizar cola blanca o cola de carpintero, pero siempre os recomendamos que vayamos diluyendo el pegamento en función del grosor del papel que vayamos a usar. Nunca podemos pegar servilletas con la cola sin diluir porque posiblemente rompamos la celulosa.
  • Plancha y papel del horno. Son nuestros mejores aliados para pegar servilletas, papeles de decoupage o papel maché, pero con el papel que hemos elegido para la ocasión no es necesario plancharlo para que quede liso.
  • Pegamento. Puede ser muy frecuente que nos volvamos locos/as con las medidas del papel mientras estamos cortando. Parece imposible pero nos encontramos con que los cajones, estanterías, laterales… No miden todos lo mismo. Ante ese problema y para no perder tiempo tomando medidas, normalmente cortamos el papel un poco más grande y una vez seco sobre la superficie lo que hacemos es lijar.
  • Tarjeta de plástico. En nuestra casita de madera vamos a decorar con papel los laterales del interior. Cuando vayáis a decorar cajones, una forma rápida de asegurarnos que el papel queda bien pegado es pasar una tarjeta de plástico. En este proyecto vamos a volver a usar el truco de las pestañas en las esquinas. Dejamos unos centímetros en los lados para disimular los cortes y con la tarjeta damos varias pasadas para que quede bien rematado.
  • Chalk paint. Uy, todo lo que hemos hablado de este tipo de pintura. Vamos a llenar de color nuestra casa de madera con la ayuda de La Pajarita. En este caso hemos buscado primero las pinturas que más nos gustaban y en función de los colores hemos elegido los papeles.
casita-madera-2
Cómo emplear decoupage y chalk paint para decorar.

Paso 1. Lijamos la casita

Sí, antes de hacer ninguna tarea sobre la superficie, es importante lijarla bien. Como los soportes de madera de Artemio vienen sin tratar tampoco es necesario matarse con la lija, pero no hay que saltarse este paso.

Paso 2. Seleccionar los colores

Cuando vayamos a combinar varios tipos de papeles y diversos colores de pintura es importante que exista una coordinación entre ellos para lograr una composición que esté equilibrada. Normalmente seleccionamos un color y en función de éste vamos a ir añadiendo más elementos. Para decorar nuestra casita de madera hemos elegido un color de chalk paint salmón y hemos sumado otros dos colores más, una marillo y un azul grisáceo. Una vez que tenemos la pintura vamos a por el papel. Y en nuestro blog de papeles de Artemio hemos buscado diseños en los que apareciera estos colores.

casita-madera-3
Ejemplo de decoupage y chalk paint para decorar.

Paso 3: Pintamos

Con la madera lijada y limpia, toca cambiar su color. Vamos a ir pintando las diversas partes de la casita en diversos colores. Un truco para que no se noten los cortes e imperfecciones cuando colocamos el papel es pintar la madera donde vayamos a colocarlo. No es necesario pintar todo el lateral, pero sí unos centímetros por si al colocarlo, la lámina no queda al filo.

Paso 4: Colocamos el papel

La forma más sencilla y rápida de poner el papel es dejar uno milímetros en el borde para asegurarnos de que la lámina va a llenar todo el lateral. Una vez que el pegamento esté seco podemos pasar una lija suave para cortar la celulosa y dejar el papel justo en el filo. Otra forma de dejar bien los empalmes en las esquinas es crear una pequeñas pestañas. Cuando vayamos a forrar cajones o laterales cortamos una pieza de papel justo siguiendo las medidas del lateral y otro, un poco más grande. Colocamos primero la hoja más grande dejando una pestaña que va a meterse en el siguiente lateral de madera. Encima vamos a poner la hoja que tiene las medidas exactas. En el vídeotutorial podéis ver todos los detalles y el uso de la tarjeta para que quede bien asentado el papel.

casita-madera-1
Resultado de nuestra casita de madera decorada con decoupage y chalk paint.

Paso 5: Pintamos una letras

Si nos apasiona el lettering, pero por el momento estamos aprendiendo podemos hacer unas letras con lápiz y posteriormente repasar los trazos con un rotulador negro.

casita-madera-4
Lettering para decorar nuestra casita de madera.

Os dejamos un vídeotutorial sobre lettering. Avisamos que es sólo un pequeño tutorial con los principios básicos para aquellos/as que estén empezando.

La entrada Dos formas de decorar madera con decoupage y chalk paint aparece primero en Inventando baldosas amarillas.

Lee el post original

Decorar calabazas con chalk paint y papel

Dentro de unos días se celebra Halloween y aunque no llenamos la casa con una decoración terrorífica hay un elemento de estas fiestas que nos encanta: las calabazas. De todas las formas y colores, las calabazas nos parecen un elemento de decoración perfecto para cualquier rincón de la cocina, el salón, la entrada o el jardín de casa. Decorar calabazas es una asignatura pendiente de todos los años y como cada vez hay más elementos relacionados con Halloween a nuestro alrededor, no hemos podido evitar este octubre hacernos con dos calabazas y decorarlas. Os dejamos el antes y el después.

calabaza
Nuestras dos calabazas antes de decorarlas.

 

calabazas-decoradas
Calabazas decoradas a mano.

En esta ocasión, siguiendo las peticiones de algunos de los comentarios que recibimos, os dejamos dos formas diferentes de decorar calabazas: una muy rápida y sencilla, que nos puede llevar unos 30 minutos, y otra un poco más elaborada, pero que en una mañana o tarde tenemos las calabazas completamente decoradas. Os dejamos un vídeo de nuestro canal de Youtube, por si queréis ver las transformación de las calabazas:

Materiales para decorar calabazas en casa

Para decorar calabazas en casa posiblemente podemos echar mano casi de cualquier pintura al agua, chalk paint o papel que tengamos. Pero como os decíamos, el objetivo es hacer un proyecto bonito, 100% personalizado y rápido para que nos quede una calabaza estupenda por poco dinero. Más es casi imposible:

  • Chalk paint en spray: Hay diversos tipos de pintura de tiza en spray. En el caso de nuestras calabazas, hemos usado una chalk paint de la marca Xylazel porque es de base disolvente y eso nos permite poder pintar un objeto con pintura de tiza y dejarlo incluso en el exterior de casa sin que se levante la pintura. Así que si estás pensando en colocar tu calabaza en el patio o la terraza, esta pintura es una buena opción.
  • Papel: En el vídeo tutorial os proponemos emplear papeles de diversos tipos. Podemos combinar papel de arroz con servilletas, colocar papel de decoupage o prácticamente hacer lo que más nos apetezca sobre la capa de pintura.
  • Pegamento para papel: Existen pegamentos específicos para diversos tipos de papel, pero si tenemos por casa cola blanca podemos rebajarla con agua para no romper las servilletas o papeles más finos cuando los peguemos a las calabazas.
  • Barniz: Aplicamos una capa de barniz para dar más contraste a las servilletas y proteger las calabazas pintadas.
decorar-calabaza
Calabaza decorada con servilleta y papel de arroz.

La forma más rápida y sencilla de decorar calabazas

diy-decorar-calabazas-4
Pintar calabazas y decorarlas.

Si no tenemos tiempo, pero quedemos darnos el gusto de tener calabazas decoradas por nosotros mismos en casa tenemos una opción muy rápida y fácil de llevar a cabo. Limpiamos muy bien la calabaza para que la pintura de tiza agarre sin problemas y no se levante. Una vez que está seca, colocamos papel de protección, agitamos el bote y vamos dando pasadas rápidas sobre las calabazas para lograr una capa de pintura uniforme. No hay que dejar el dedo fijo en el pulsador del spray. Vamos pulsando y retirando el dedo para que cuando salga la pintura del spray lo haga poco a poco.

diy-decorar-calabazas
Detalle de las calabazas decoradas con pintura en spray.

En el caso de nuestra pequeña calabaza hemos pintado de un rosa muy claro toda la pieza y posteriormente, hemos dado una pasada rápida de azul en la parte de arriba para hacer una combinación de colores cuya transición es muy sutil.

diy-decorar-calabazas-2
Pintura y pegatinas para personalizar calabazas.

Ésta es la forma más rápida de decorar calabazas porque una vez que la pintura está seca, lo único que hemos hecho ha sido pegar una pegatinas sobre la calabaza. En resumen, mínimo esfuerzo y pocos minutos para conseguir el cambio de aspecto.

diy-calabazas
Pegatinas para decorar calabazas.

Decorar calabazas con papel de arroz y servilletas

Si podemos dedicar algo más de tiempo a nuestro proyecto o no encontramos una pegatina que nos guste, podemos recurrir a las servilletas o al papel de arroz. Como TRUCO contaros que se puede humedecer el papel de arroz para que se adapte mejor a la forma de las calabazas. En el vídeo tutorial podéis ver todos los pasos para colocar primero el papel de arroz y encima la servilleta con las setas.

decorar-calabaza-diy
Calabazas decoradas con servilletas sobre chalk paint.

Sabéis que nos gusta frecuentemente cortar las servilletas con la mano, pero en esta ocasión hemos preferido emplear unas tijeras y apurar el filo del dibujo.

decoupage-calabaza
Detalle de las calabazas decoradas con papel de arroz.

Espero que os gusten nuestras calabazas y que os inspiren para hacer las vuestras en casa.

diy-decorar-calabazas-3
Calabazas decoradas con pintura y papel.

La entrada Decorar calabazas con chalk paint y papel aparece primero en Inventando baldosas amarillas.

Lee el post original

Chalk paint y transfer para personalizar un taburete de Sklum

Somos unos amantes de la madera, pero cuando vimos el taburete de madera y metal de Sklum, además de enamorarnos de él, enseguida supimos que queríamos tunearlo usando nuestras técnicas favoritas. Combinar chalk paint y transfer para personalizar un taburete es una de las formas más sencillas y rápidas de llenar de color cualquier pieza. Las posibilidades son infinitas y posiblemente el mayor reto sea lograr que el trasfer no se rompa cuando levantamos la celulosa. Para los principiantes o para aquellos a los que se os resiste esta técnica, os contamos algunos trucos que a nosotros nos sirven para crear una transferencia perfecta. Os dejamos dos imágenes del antes y el después.

transfer-madera-5
Antes de nuestro taburete de madera de Sklum.
transfer-madera-6
Combinar chalk paint y transfer para personalizar un taburete de madera.

Materiales para combinar chalk paint y transfer

Las posibilidades, como decíamos, son casi infinitas. Dentro de la pintura de tiza o chalk paint podemos encontrar diversas marcas que trabajan con esta pintura de base agua, que tiende a tener un gran poder de cubrición. Sobre la chalk paint hemos hablado muchas veces y nos preguntáis frecuentemente por las marcas de las pinturas, al igual que por el líquido para transferir imágenes. En muchas ocasiones, no hay productos mejores o peores, si no que es una cuestión de gustos, ya que mientras hay quien prefiere una pintura muy densa, a otros les encanta que sea mucho más líquida.

  • Chalk paint o pintura de tiza: Es una pintura de base agua, lo que hace que sea fácil de aplicar y limpiar. Si nos manchamos o queremos lavar las brochas, sólo necesitamos agua para retirar esta pintura. Tiende a ser una pintura con un mayor efecto cubriente que las pinturas acrílicas (de base agua) que hay en el mercado y se puede aplicar directamente en toda clase de superficies, pero con ciertas excepciones. Habitualmente la chalk paint es una pintura que tiene mucha carga de yeso en su composición y por eso su agarre es mayor, aunque si vamos a pintar un mueble antiguo debemos de limpiar bien toda la pieza y/o aplicar imprimación. Para personalizar nuestro taburete de madera de Sklum hemos elegido varios colores de chalk paint de La Pajarita, que casan a la perfección entre sí.
chak-paint
Pinturas de tiza o chalk paint para pintar madera.
  • Transfer de imágenes: Combinar chalk paint y transfer para personalizar un mueble nos abre tantas posibilidades que podemos estar repitiendo las mismas técnicas con resultados completamente diferentes en todos los muebles de casa. El transfer con líquido o gel es una técnica que sabemos puede ser tremendamente engorrosa, por eso de tener que levantar el papel, pero con diferencia es una de las técnicas que lograr dejar el papel completamente integrado en la pieza. Si nos decidimos por usar líquido de transfer para estampar una imágenes sobre madera pintada, hay una serie de pasos que debemos seguir. Para este proyecto hemos elegido el líquido de transfer de La Pajarita. Sobre la transferencia de imágenes también hemos hablado mucho y tenéis un montón de tutoriales y trucos para hacer diversos proyectos en madera, tela, metal o cristal. Os dejamos un vídeo de nuestro canal de Youtube por si queréis ver el paso a paso sobre diversos materiales.

  • Papel para transferir: Cuando vamos a estampar imágenes sobre un objeto tenemos dos opciones: sacar una imagen en la impresora de casa o transferir un papel decorado. En esta ocasión hemos empleado dos tipos de papeles: uno de ellos lo hemos sacado con la impresora láser de casa y el otro es un papel de la marca Artemio para scrap. Como sabéis en la decoración de cuadernos, álbumes de fotos o libros, se usan papeles de un grosor superior combinados con hojas muy parecidas en gramaje a los folios. Teníamos dudas sobre si estos últimos (los primeros ya probamos que no) podían transferirse sin problemas. Y como nos encanta seguir experimentando hemos elegido un papel de rombos de colores para nuestro taburete de madera y metal de Sklum, que creemos casa a la perfección con esta colección de la marca.
  • Barniz al agua: Es lo que nos va a servir tanto para que nuestra imagen quede completamente nítida como para proteger la madera pintada con chalk paint. En este caso, el barniz también es de La Pajarita.
  • Lijas: Son imprescindibles para lograr un transfer perfecto. Primero porque la lija nos sirve para poder dejar lisa la superficie que hemos pintado con chalk paint. Si estamos pensando en combinar chalk paint y transfer, tenemos que dar una buena pasada con la lija una vez que hemos pintado la madera. Si no lijamos, vamos a dejar relieves sobre el taburete y a la hora de levantar el transfer podemos romperlo.
lijar-madera
Preparamos la superficie antes de pintar.

Trucos para combinar chalk paint y transfer

Os dejamos una serie de trucos o consejos que debemos de tener presentes para lograr que el acabado sea perfecto. El objetivo es que el transfer no se rompa cuando levantemos la celulosa y que los bordes se noten lo menos posible. Sí, lo sé. Ambas tareas pueden ser difíciles porque es muy frecuente que el transfer se vaya rompiendo cuando tratamos de sacar la imagen a la vista y es complicado dejar invisibles los bordes, pero vamos a tratar de ayudaros para conseguirlo.

  1. Comenzamos pintando la superficie

Podemos elegir la pintura de tiza que más nos guste, combinar varios colores o hacer decapados. Lo fundamental es que una vez que hemos terminado con la pintura pasemos una lija para retirar las rugosidades de la madera pintada. Cuando levantemos el transfer es importante que la superficie esté lisa y así no encontrar relieves que nos dificulten la tarea. Si hay desniveles, el líquido de transfer agarra mucho peor y por eso posteriormente se rompe.

2. Elige tu diseño con cuidado

Para transferir una imagen podemos usar papeles que ya vienen preparados para ello o crear nuestros propios diseños en casa. Os recomendamos:

  • Emplear una impresora láser, ya que las de inyección de tinta dejan mucha tinta sobre el papel y se puede correr cuando aplicamos el producto encima.
  • Si queremos transferir una imagen que hemos visto en internet, es importante que tenga buena resolución y respetar el tamaño original. Cuando busquéis imágenes podemos usar el buscador de Google, pinchar en imágenes y dentro de herramientas seleccionar “Tamaño”. Ahí siempre tenemos que pedir que nos coloque la selección de imágenes por el tamaño más grande. Lo que nunca podemos hacer es coger una imagen pequeñita y agrandarla porque se va a pixelar y no se va a ver el dibujo.
  • Girar la imagen es importante. Para voltear la imagen podemos usar programas de edición online como Pic Monkey o Canvas. También podemos recurrir al Paint o Adobe Photoshop. Simplemente debemos “Voltear horizontal” o aplicar un “Efecto espejo”. La idea es girar la imagen para que cuando la vayamos a transferir salga del derecho.
transfer-madera-2
Imagen para trasferir sobre madera.

3. Aplica una capa generosa de líquido de transfer, pero sin pasarse

Tenemos que tener en cuenta que el líquido de transfer tiene unos tiempos de secado bastante largos. Podemos dar una capa de líquido (siempre por la parte que tiene tienta), colocarlo y dejar secar. O podemos acelerar el proceso con el secador de mano. Es fundamental que la capa de líquido de transfer sea homogénea y cubra toda la imagen. En las zonas donde no apliquemos el líquido, la imagen no se va a transferir. Y si la capa de producto es muy gruesa el tiempo de secado va a ser mayor y el acabado puede tener una apariencia más engomada. Por eso, tenemos que dar una capa que tape todo el papel y que tenga un grosor medio, generosa, pero sin pasarnos.

4. No mojes en exceso el papel

Cuando el líquido de transfer esté completamente seco, con el secador de pelo vamos a tardar unos minutos, podemos levantar la celulosa. Lo que vamos a hacer es ir mojando los dedos y acariar el papel para levantar el exceso hasta encontrar la tinta.

transfer-madera-3
Levantamos la celulosa de la madera.

5. Lija los bordes

Una vez que hemos levantado toda la celulosa toca lijar los bordes para que no se noten. Podemos aplicar una capa de barniz para proteger el diseño antes de ponernos a lijar. El barniz es lo que nos permite quitar el color blanquecino del papel cuando se seca. Parece casi mágico, pero en el momento en el aplicamos el barniz veremos como la imagen gana nitidez.

transfer-madera-7
Lijamos los bordes del transfer.

De esta forma tan sencilla hemos logrado personalizar nuestro taburete de madera de Sklum combinando chalk paint y transfer en un mismo proyecto.

transfer-madera-8
Nuestro taburete de madera acabado.

¿Por qué Sklum?

Cuando nos metimos en la tienda online de muebles Sklum nos enamorados de todo. Es muy fácil morir de amor por las decenas de piezas que encontramos en su web. Piezas modernas, de un diseño vanguardista, que recogen a la perfección las tendencias del momento en todo tipo de mobiliario para la casa o la oficina. Nos encanta la combianción de madera y metal, que se transforman en la opción perfecta para los amantes del estilo industrial y el estilo nórdico. Muy recomendable una visita a Sklum.

decorar-taburete-madera
Tabuerete de madera y metal de Sklum.
transfer-madera-6
Resultado final de nuestra personalización.

 

La entrada Chalk paint y transfer para personalizar un taburete de Sklum aparece primero en Inventando baldosas amarillas.

Lee el post original

Cómo personalizar tus deportivas con chalk paint

¡Bienvenido/a! Retomo el blog después de un verano atípico en Asturias con un DIY muy apropiado para esta época y que te vendrá fenomenal para darles una segunda vida a tus deportivas, o recuperarlas si han quedado gastadas por el uso: cambiándoles el color con pintura chalk paint
Es mi calzado favorito en esta época. Las deportivas (o playeros, como decimos aquí) son súper cómodas, van bien con casi todos los estilismos y no dan calor. 
Te voy a enseñar dos pares que he pintado con dos objetivos diferentes cada uno: el primero, para disimular que estaban muy desgastadas y el segundo para cambiarles el color porque el suyo original no me combinaba con nada.
En ambas he utilizado chalk paint, pero en formatos diferentes: en spray y líquido. Te voy a contar cómo lo he hecho, y las ventajas e inconvenientes de ambos:
1. DEPORTIVAS Y CHALK PAINT EN SPRAY:
Partiendo de la base de que la chalk paint se pega a cualquier superficie, me dije “¿Qué tal irá en la piel de imitación de mis deportivas?” No tenía mucho que perder porque estaban hechas polvo, así que me lancé a probar.
Las pinté con el Gris Ceniza de Novasol Spray Pintyplus porque en muchas zonas el verde original se había transformado en gris a causa de los roces.
No le dí una imprimación previa, simplemente las limpié con toallitas húmedas y protegí con cinta de carrocero los adornos blancos de los laterales y la parte de suela que quedaba a la vista:
Me resultó muy sencillo porque sólo tuve que rociarlas con el spray (aquí tienes unos consejos para hacerlo como un profesional). Le dí dos rociadas, aunque con la primera ya quedó cubierta casi entera.

Mira el resultado ¿Verdad que parecen otras?:


Estos son los pros y los contras que he encontrado pintándolas con chalk paint en spray:

Pros: es rápido, se agarra y cubre muy bien y el resultado parece profesional, como si fuesen originales.
Contras: tienes que proteger las zonas que no quieres pintar, mejor hacerlo en el exterior porque deja polvillo y la piel, aunque es sintética, pierde elasticidad (queda acartonada y dura). Hasta tal punto que una puntera especialmente desgastada de rozar con un dedo, después de pintarlas acabó haciendo un agujero.
2. DEPORTIVAS Y CHALK PAINT LÍQUIDO:
Estas las pinté porque su color no me pegaba con nada (es casualidad que sea el mismo en ambos modelos, porque de hecho ni siquiera es el mío favorito).
Utilicé el Swinging Rose de Fleur Paint (el mismo que puse en el portafotos hecho con una caja de fruta, aquí), mezclado 1:1 con el medium textil de La Pajarita (que transforma la chalk paint o cualquier pintura al agua en pintura para tela).
Aquí fui más gallita y en lugar de proteger la suela y los números, pinté directamente con el pincel. Cada vez que me salía, limpiaba con una toallita húmeda y listo:

Después de pintar mis deportivas con chalk paint líquida, he encontrado estos pros y contras:

Pros: la piel no queda acartonada y dura, sino que sigue flexible y no se le marcan arrugas con el uso.
Contras: es más laborioso y lento que el spray, hay que dar varias manos para que quede bien cubierto y el acabado no es tan profesional porque el pelillo de la piel queda aplastado y apelmazado. Utilizando el medium, el fabricante aconseja plancharlas o meterlas en el horno para fijar el color. Evidentemente no lo hice, pero de momento siguen intactas a pesar de los roces.

¿Cuál es mi conclusión después de personalizar dos pares de deportivas con chalk paint? Sin duda muy positiva, me alegro de haberlo hecho porque no sólo he descubierto una aplicación más para esta pintura, sino que además he estrenado calzado de una forma sencilla y rápida.
P.D.: Este post no está patrocinado. Pongo las marcas de los productos que he utilizado por si quieres probar a hacerlo, para que tengas una referencia y no te vuelvas loco/a buscando.

Lee el post original

Decorando un Clip Board con Matt Paint

Este verano es cierto que nos hemos relajado un poquito con los DIY, pero aun así casi todas las semanas hago algo.

Hace un tiempo os enseñé por Instagram un clip board que decoré con stencil y Matt Paint de Pinturas La Pajarita. Os prometí que lo subiría al blog, y aunque con un poco de retraso aquí os lo traigo.

El clip board era lo más soso y sencillo que podáis encontrar. Yo los tengo colgados por el taller y en ellos cuelgo papelotes con ideas, cosas pendientes… Este como os digo era muy soso y pensé que era un buen objeto para decorar.

clip board1

Además de los tres colores de pintura: Velvet, Beau blue, Jade; también utilicé un stencil adhesivo (de los que se emplean mucho en scrapbooking); y por supuesto pincel de starcir, pincel plano y cinta de pintor para proteger zonas como la pinza que no quería pintar.

Primero decidí pintar toda la carpeta en Beau Blue para después hacer los detalles en los otros dos colores. Para ello, protegí con cinta las zonas que no quería pintar y manos al a obra!


Una vez está bien seco podemos comenzar con los stencils. Estas plantillas adhesivas son muy cómodas ya que te permiten pintar con la seguridad de que no se van a mover.

Primero pinté un mandala en color Velvet en la esquina inferior izquierda, y después unas estrellas en Jade en la esquina superior derecha.





Con la pintura Matt y con una superficie como esta, si quisiéramos no tendríamos porque aplicar barniz al finalizar. En mi caso yo si que le apliqué una capa de Barniz Mate ya que al tenerlo en el taller le cae mucho polvo además de que tiene mucho uso y de este modo se protege mejor.

Clip board Matt paint

Este barniz no modifica en ningún caso el color de la pintura ni su acabado, por lo que es ideal para proteger sin modificar el trabajo original .

Una vez ha secado del todo el barniz, ya está listo para usar!

Como os digo yo lo tengo puesto en el taller y le doy muchísimo uso!

Y vosotros, que objetos habéis customizado este verano??

Besacos a puñaos!!!

Archivado en: Craft, DIY Tagged: carpeta, clip board, Craft, deco, decor, decorar, DIY, do it yourself, hazlo tu mismo, ideas, la pajarita, pintar es crear, proyecto craft, summer, verano

Lee el post original