Entradas

LA CAPA MANTA DIY MÁS SENCILLA VOL.2

Hoy estoy especialmente contenta, ya que este puente lo he pasado en Paris visitando a mi hermana. Esta es la tercera vez que voy allí, pero las 2 anteriores fui en Primavera, si tenéis la oportunidad, ir en Diciembre, está precioso, eso si, hace mucho frío así que una capa manta como esta os irá de lujo!

Vamos al lío, esta es la versión 2.0 de la capa manta que hice hace 1 semana (Puedes verla pinchando AQUÍ) pero esta es todavía más sencilla,
casi no hay ni que coser!

¿Harta de pasar frío?

Lo de ” ande yo caliente y ríase la gente” no va contigo

Pues sigue leyendo……




Sin duda la clave de este proyecto está en la elección de la tela.
En mi caso este retal de paño de lana es una preciosidad, me salió más caro que el de la otra capa (me costó 12€) pero ha sido una muy buena inversión.


Al igual que en la otra capa manta que hice, partimos de un rectángulo
En mi caso las medidas son el ancho de la tela (que era 140cm) por 120 cm.
Cortaremos por la mitad tal y como se ve en la imagen superior, hasta la mitad del largo.


A continuación coseremos a 4 cm del borde con una puntada en zig zag pequeña por todo el contorno excepto por los laterales, ya que en mi caso, la tela ya estaba rematada, pero si la haces con menos caída por los laterales, tendrás que coser también para que no se deshilache.
Para que vaya recto, lo ideal es hilvanar, tal y como se ve en la foto.
Este paso se puede hacer a mano perfectamente, no hace falta coser todo el contorno, con coser el inicio, el final y dar unas cuantas puntadas por el medio, llega de sobra.
Es muy importante dar una buena costura justo en la parte del cuello, ya que es la que más fricción va a sufrir.


Y por último lo que lleva más tiempo, deshilachar. Lo ideal es que no deshilaches hasta donde está la costura, sino que dejes un margen de 1 cm.






¡Y listo, ya tenemos nuestra capa manta!
Esta capa manta se la hice para mi hermana, que vive en Paris.
Cuando vio la primera, me dijo que necesitaba una así para ella, así que le hice una! Como no podía ser de otra forma, tenía que aparecer por aquí luciendo su regalo 🙂 !



Espero que os guste y gracias por los comentarios!!

Lee el post original

WOOD BOTTLE DIY

Necesitaba una botella para el gimnasio, y tenía en casa esta botella aburrida, así que decidí darle un toque más personal y único. 

I needed a bottle to the gym, and this bored bottle was at home , so I decided to give it a more personal and unique touch.


CLICK TO SEE MORE »

WOOD BOTTLE DIY

Convertir libreta con Washi Tape

Hará cosa de año y medio trabajando apareció un visitador médico (esos señores entrajados con bolsas llenas de bolígrafos y libretas para que los médicos además de recetar sus medicamentos hagan publicidad). Como un loco fui corriendo hacia él, hacía cara de novato y yo estaba dispuesto a mendigar algún triste bolí con el que acabar el turno.
-Está la doctora X?
-No, se equivoca de planta, pero si me da algún regalito le digo dónde puede encontrarla.
Le eché morro como nunca lo había hecho y la cosa me resultó, no solo me dio un bolígrafo si no que por hacerme el simpático me dio además esta libreta que yo recibí de buen gusto, pero bonita, lo que se dice bonita… NO.
Desde entonces la tengo en casa, en ella anoto blogs interesantes, post pendientes, etc. Así que útil me resulta, pero estéticamente me desagraba bastante. En un ataque de inspiración y recordando estampados de los que llaman nórdicos me he acordado de un washi que me encanta y he pensado que tuneandola no haría falta tenerla escondida y quedaría “chula” en la mesa de mi laboratorio de creaciones.
Los pasos sencillísimos.
Como el washi transparenta necesitaba una base blanca para trabajar, así que he tomado la medida en un folio presionándolo sobre la libreta.
Con el washi he ido trazando tiras que se juntaban creando una trama muy divertida.
Hasta cubrir la totalidad del trozo de folio que necesitaba.
Entonces he cortado los sobrantes de washi para lograr un rectángulo forrado con washi de la medida de la tapa de la libreta.
Lo siguiente ha sido forrar la tapa de la libreta con la trama conseguida con el washi tape. Lo he pegado con pegamento en barra.
La libreta ya está oficialmente tuneada, pero como va a estar sobre el escritorio sufre el riesgo de ser manchada, así que una capa de forro no vendrá mal…
Una vez forrada ya tenemos la libreta más divertida, con un toque “nórdico” y además me he permitido forrar un bolígrafo que haga juego con ella. Más fácil imposible.
Super contento con el resultado
Uhms, revisando el post antes de publicar veo que se me fue la olla estampando con el washi y la trama es un tanto irregular, te habías dado cuenta?

Convertir libreta con Washi Tape