Entradas

Antes de tirar tu pc saca los portafotos que lleva dentro

reciclar componentes de ordenador

¿Recuerdas cuando se enviaban postales?, ¿recuerdas el último ordenador que lamentablemente has tenido que tirar?

La primera situación es ya tan exótica, tan extraña, en definitiva, tan “ex-”, como frecuente la segunda.

Pero no quiero ni que os echeis a llorar ni por nostalgia de tiempos pasados, ni por los datos que perdisteis cuando el pc decidió, unilateralmente,  dejar de respirar.

Hoy voy a contaros una historia ultra vintage de mi madre, y cómo he recuperado algunos componentes de un pc para honrar ese recuerdo.

postales vintage

Mi madre estudió Filosofía y Letras, una carrera muy de señoritas de aquél entonces, así que  en su DNI figuraba como profesión : “Licenciada en Filosofía y Letras”, qué bonito. Esa fue la que ella eligió, pero una vez finalizada se vio literalmente obligada a asistir “por libre”, es decir, asisitir a clase sin estar matriculada, a la facultad de Magisterio ya que sus padres tenían un colegio y su profesión iba a ser maestra de escuela.

Así fue como conoció a su amiga Eliane. Eliane era una estudiante parisina con la que realizó un intercambio. El intercambio era algo peculiar: Elinane acudía a Madrid, se alojaba en casa de mi madre y su familia, asistía a clases en la universidad, disfrutaba de las salidas por la capital, paseos por la Gran Vía, y un largo etcétera de entretenimientos de la época. Finalizado el curso, lo propio hubiera sido la reciprocidad: visita de mi madre a Paris, subir a la Torre Eiffel, navegar por el Sena, deslumbrarse ante el Sacré Coeur…

autobuses de Paris

Sin embargo sus circunstancias cambiaron y nunca, nunca, llegó a visitar Paris. En su defecto, y también por amistad, Eliane le enviaba revistas en francés y otros detalles de moda que mi madre recibía emocionada.

Fueron grandes amigas durante bastantes años, amigas ya por correspondencia. De  todo este tiempo atesoro postales medio antiguas. Postales en blanco y negro, en papel casi fotográfico, algunas coloreadas a mano y de encantadores bordes orlados.

orlas postales

postal escrita a pluma

Y ahora viene la cuestión:

¿componentes de ordenador desguazados y postales vintage?

desguace ordenador

No soy al primera que ha destripado un pc a la búsqueda de objetos peculiares, y pese a que no me considero en absoluto geek, de hecho soy bastante analógica, mirad lo que encontré:

Disipadores de calor a punto de convertirse en porta fotos, en este caso porta postales, pero vale igual:

marcos ciber para postales vintage (10 de 11)

archivador y marco

El de la derecha además es un archivador, joyas que ten encuentras cuando destripas un pc moribundo, ¿no te parece?

marcos ciber para postales vintage (11 de 11)

¿Recuerdas habe enviado alguna postal en tu vida?, existe una generación a partir de la cual esto es un fenómeno, a veces paranormal, del que han oído hablar pero no se atreven a mencionar. Y esto os lo dice una que se enviaba postales en vacaciones con una monja profesora del colegio, ojo al dato.

En fin, esta ha sido mi colaboración al reciclaje y la curiosidad mundial, ¿tú también tienes esta costumbre?, yo sí, y tal vez excesiva, sino fijaos en Tetrañor, mutación de una linterna con extremidades de pc, y tan fresquito que pasa él el verano.

La entrada Antes de tirar tu pc saca los portafotos que lleva dentro aparece primero en .

Lee el post original

recoge tu pelo con el pasador más molón

diy pasador pelo

En verano el pelo molesta, recogido se lleva mejor, y si es con este pasador aparte de captar todas las miradas, también las devolverá,

no se deja intimidar

Te gustará o no, pero divertido es un rato, así que vamos a por él, nos hace falta reirnos y mucho, y esta es buena excusa.

Los materiales:

  • una base de pasador del pelo
  • tira de cuero grueso o cualquier material grueso y flexible para hacer de base
  • cutter circular, superficie de corte y regla, o tijeras bien afiladas
  • ojos (artificiales)
  • cuero a tono con los ojos
  • cola de contacto y palito para distribuirla

pasador de pelo-1

Los pasos:

1. Pegamos el soporte de los ojos sobre el pasador con la cola de contacto

2. Cortamos tiritas de cuero que harán las veces de pestañas

pasador de pelo-5

3. Las pestañas es mejor que sean largas, así como para atar un baúl, como dicen las señoras mayores que huelen muy bien. Las colocamos alrededor de los ojos para partirnos de la risa.  En la vida real no somos simétricos, así que en la vida de los pasadores del pelo tampoco,

viva el ojo monopestaña

pasador de pelo-6

4. Las pegamos por detrás sin que importe su longitud, luego las recortaremos

pasador de pelo-8

5. Colocamos los ojos sobre el pasador, los retiramos y con cinta adhesuva dejeamos  uno como referencia de la posición,  vamos pegando el resto, hasta tenerlos todos fijos.

pasador de pelo-12

Al final nos quedará esto

pasador de pelo-25

pasador de pelo-2-2

¿Te animas con este pasador del pelo?, es muy simpático,  estos son móviles, la parte negra adopta distintas posiciones conforme te vas moviendo, así que se moverán a tu paso.

Si no te atreves a ponértelo tú, para una niña sería muy muy  divertido 😉

pasador de pelo-2

boton suscripcion

La entrada Recoge tu pelo con el pasador más molón aparece primero en .

Visita la entrada original AQUÍ

cómo hacer papel de aguas en 5 minutos

como hacer papel de aguas

El papel de aguas es una técnica tradicional que antaño utilizaban los encuadernadores para embellecer sus trabajos, en especial para las cubiertas de los libros cuando la impresión en color aún no existía o no estaba muy extendida.

Hoy vamos a ver la forma más sencilla de conseguir unos papeles preciosos, únicos e irrepetibles con tus colores favoritos. Existen técnicas  más complejas para obtenerlo y que continúan viéndose en los  talleres de encuadernadores, los suelen emplear para cubrir el interior de las tapas y a modo de decoración.Para hacer el papel de aguas en “modo facilón” necesitamos:

  • Pintura al óleo, muy poca cantidad
  • Disolvente
  • Un palito para mover
  • Recipientes pequeños para mezclar
  • Un recipiente con agua, el tamaño dependerá del tamaño del papel a decorar, pero siempre será más ancho que el propio papel
  • Papel
  • Un paño o papel absorbente

materiales para papel de aguas

Esto es rapídisimo de hacer, parece pura mágia instantánea, apto para impacientes y para niños.

En un pequeño recipiente echamos un poquito, poquito, de óleo, y lo mezclamos con la misma cantidad o algo más de disolvente (aguarrás o símil). Es importante mezclarlo bien porque la parte que no quede disuelta no formará parte de la magia que vamos a alcanzar, palabra de Pángala.

mezclar oleo con disolvente

Empieza el show: echamos la mezcla realizada, mejor quedarse corta que excederse, en el recipiente con agua, mirad cómo va variando la forma sin necesidad de moverlo.

chapapote lindo moviendose en el agua

Si con el palito lo mezclamos en el agua las manchas ya van adoptando otra forma, podemos jugar con ello pero aquí casi todo es improvisación,  con el “modo facilón” las manchas no podremos crearlas a nuestro exclusivo antojo.

azul ultramar

Deslizamos el papel sobre la superficie del agua. Aquí lo veis nadando, pero la técnica consiste en mover la hoja de papel de arriba hacia abajo pasando toda su superficie por el agua coloreada.

deslizar la hoja por la superficie del agua

Como en este agua las manchas azules son muy grandes, van a quedarse reflejadas igualmente en el papel.

Existe una forma más pringosilla de lograr este efecto con el que podemos jugar con mayor control y obtener con colores y formas.

Consiste en añadir al agua agar agar para espesarla, y a continuación los colores. Con ello lo que logramos es que el agua no se mueva tanto porque este alga le confiere una densidad muy útil para formar los dibujos del color con el palito sobre el agua espesa. Por este razonamiento pienso que con la cola de fijar papel pintado se obtiene el mismo resultado, pero yo no lo he probado, cuidadín.

resultado con mucho oleo

Lo que se produce es una transferencia, con lo cual, cuantas más hojitas pasemos, menos “chapapote” quedará en el agua y más pequeñitas serán las bolitas de color. A mi personalmente me gusta más en este segundo caso, no con todo el mogollón.

prueba sobre carton ondulado

Igual que vale el papel común, el cartón, cartulina, papeles especiales… todos son válidos siempre que no estén excesivamente satinados. Por ejemplo, con papel charol nunca funcionaría porque su superficie repelería el oleo disuelto.

papel de aguas con dibujo pequeño

Si añadimos un nuevo color mirad lo que sucede:

teníamos el azul, añadiendo el amarillo, en función de cuánto movamos la mezcla, nuestro papel decorado será amarillo y azul, o bien verde y amarillo, verde y azul…,


Encantada con el modo facilón para crear preciosos papeles de aguas
Click To TweetPowered By CoSchedule


¿os había mencionado que es magia instantánea?

añadir un nuevo color

Cada hojita que decoremos la dejaremos en horizontal sobre un paño o papel absorbente.

resultados

Ejemplos:

El papel de la izquierda es el resultado de un agua con mayor cantidad de mezcla, el de la izquierda queda más clarito porque ya había menos color en el agua. Ambos son de la misma tanda.

PAPEL DE AGUAS (14 de 21)

Cuando ya no chorree, si queremos acelerar el proceso, o simplemente por verlo pues queda monísimo, los tenderemos con pinzas de una cuerdecita.

PAPEL DE AGUAS (15 de 21)

PAPEL DE AGUAS (18 de 21)

Una vez los tenemos todos bien secos los juntamos, colocamos peso encima para eliminar algunas de sus arrugas, y nos ponemos cabilar,

¿qué haré yo ahora con estos papelitos?, ¿les aplicaremos más técnicas?, siiiiii

PAPEL DE AGUAS (17 de 21)

Yo ya lo tengo claro, y próximamente os lo enseñaré, creo que os gustará.

PAPEL DE AGUAS (21 de 21)

Aquí los tengo chafaditos con este plomo de modista para sujetar grandes telas, pero es sólo por presumir de él ♥, es antiguo y yo soy la tercera generación que lo utiliza. La plancha sin vapor con un paño u otro papel encima es más rápido y efectivo.

Y ahora la historieta pangálica:

En mi primera época de la facultad pasaba a diario por el negocio de un encuadernador, en su escaparate exhibía toda suerte de volúmenes: antiguos, restaurados, tesis doctorales… Me seducía tanto que a veces entraba a preguntar sólo por oler el papel, la cola, ver trabajos terminados e  intentar escudriñar el taller tras el mostrador. Así fue como me encapriché de este papel y descubrí que yo lo podía hacer en casa. Él me explicó cómo, pero yo le encargué una encuadernación de gusanillo con estas tapas, “necesitaba” poseer algo de ese taller. Absolutamente poco práctico para algo que se iba a manosear en noches y más noches de estudio, en viajes a bibliotecas, y a veces prestado, pero ya os digo, “lo necesitaba”. Si aprobé la asignatura fue porque era buena estudiante, pues la elección no fue la mejor: cada vez que me sumergía en ese  papel mi mente entraba en el mismo torbellino que Alicia al cruzar al país de las maravillas.

Y tú, ¿has hecho alguna vez este papel?, ¿te gustaría probarlo, tal vez con tus peques?, para el verano es un buen entretenimiento y sus utilidades son infinitas, ya verás para qué voy a usarlo yo, pero dime, ¿para qué lo aprovecharías tú?

La entrada Cómo hacer papel de aguas en 5 minutos aparece primero en .

Visita la entrada original AQUÍ