Entradas

Orden en casa: Con A de Alicia

Orden en casa… la lucha diaria, ¿no?
Cuando yo vivía sola mi casa era como un museo y se cumplía a rajatabla una de mis frases favoritas: “Un lugar para cada cosa y cada cosa en su lugar.”
Pero eso es historia 😉
Hoy os enseño cómo le di un toque especial a un contenedor de tela de Ikea usando la Silhouette Cameo, en mi lucha por conseguir que los muñecos de Alicia no invadan su habitación 😉

Éste es el contenedor en cuestión, está disponible en 4 colores; no está mal, pero no me dice nada de nada…

Decidí probar esta vez la entretela adhesiva de Silhouette Cameo para troquelar y pegar una letra (existe también una entretela para después coser, que también probaré, aunque coser no es lo mío…)

Lo bueno de la entretela adhesiva es que luego pegas el diseño con plancha en la superficie que elijas; eso sí, no resiste el lavado, si vas a lavarlo hay que coserlo.

Y su uso es sencillo, más de lo que parece leyendo las instrucciones… :S

Os dejo unas sencillas indicaciones:

  • Crear/elegir tu diseño en el programa de Silhouette Cameo y anotar las medidas exteriores
  • Cortar un trozo de tela de ese tamaño más un margen de 2 cm alrededor
  • Con plancha, pegar el recorte con la parte trasera sobre la cara áspera de la entretela adhesiva, presionando un par de segundos
  • Despegar la lámina posterior de la entretela (habrá quedado pegada a la tela) y pegar sobre le tapete de corte de la Cameo, evitando los rodillos blancos
  • Colocar una cuchilla específica de tela, que nunca usaremos para otros materiales para que se conserve en perfecto estado
  • En “ajustes de corte” del programa de corte, elegir “tejido con entretela”. Indicará que la cuchilla debe ponerse en la posición 3, aunque según el grosor puede necesitar un nº mayor
  • Darle a “start” y cruzar los dedos 😉
    Y obtienes algo así:

    El corte es súper preciso, es genial = )
    El resto es sencillo. Planchas unos 9 segundos (dicen las instrucciones) sobre la superficie elegida y queda adherido 😉

    Si no vas a lavar el soporte (que no es el caso), no hay más que hacer.

    Tened en cuenta que el sobrante de tela tiene la entretela, o sea que podríamos recortar con tijeras y hacer formas adhesivas 😉 (no lo intentéis con troqueladora, yo probé y ahora tengo que desmontarla par arreglar el atasco… :S
    Incluso en el momento de hacer el diseño podríamos haber añadido alguna forma por ahí en medio, pero siempre respetando la separación de 2 cm entre líneas de corte, por si acaso 😉
    ¿habíais probado esta entretela? ¿tenéis trucos que contarme???

    Lee el post original