Entradas

Paso a paso de un cojín con forma de búho (ideal para costureras novatas).

Paso a paso cojín con forma de búho
Hace poco tuve que hace un regalo a un bebé especial que acababa de nacer. Me pareció hacer una buena idea contribuir a la decoración de su habitación con este cojín con forma de búho para que le acompañe por las noches.
Os dejo aquí el paso a paso por si lo queréis hacer, ya sea para regalar o para vuestra casa.
Además es muy facilito, para que las novatas no tengáis excusa. No hacen falta patrones complicados que no se entienden nada y que hay que imprimir en un montón de hojas. Con material que tenemos por casa en un momento podemos tener acabado nuestro cojín.
El material que necesitamos es:
– Telas. Yo elegí unas telas rojas coordinadas para la parte delantera y una tela de manta abrigadita y suave para la parte trasera.
– Fieltro. Blanco, negro, amarillo y marrón (un trocito de cada).
– Tijeras e hilo.
– Círculos de varios tamaños que nos puedan servir como plantilla como platos, bandejas, vasos,…

Para el primer paso trazamos un círculo del tamaño que queramos el cojín. Yo me ayudé de una bandeja de pizza, pero también podéis hacerlo con cualquier otra cosa. Lo recortamos y lo reservamos.

Por otro lado trazamos igualmente otro círculo bastante más pequeño que nos servirá para hacer las alas. Lo recortamos y después lo partimos por la mitad (tendremos así las dos alas).

Cortamos también un círculo en un papel un poquito más pequeño que nuestras alas y también lo partimos por la mitad.

El reborde que sobresalga lo plegaremos hacia adentro y le haremos un pespunte por todo el borde. Nos servirá para sostener el dobladillo pero también para darle un toque decorativo.

Una vez lo hayamos cosido quitaremos con cuidado el papel . Y situaremos nuestras alas en el sitio que elijamos en el cuerpo del búho.

Por otro lado haremos dos círculos de fieltro blanco y otros dos de fieltro negro un poco más pequeños. Coseremos los negros sobre los blancos (yo le he cortado una pequeña endidura para que quede más gracioso) y ya tendremos los ojos del búho.

También le añadiremos un pico de color amarillo (un simple triángulo) y unas patitas en fieltro marrón que he trazado a ojo.
Las colocaremos en sus emplazamientos (acordaros de situar las patas hacia adentro tal y como se ve en la fotografía) y ya está listo para coser.

Colocaremos el cuerpo del búho y la tela que hemos elegido para la parte de atrás pegadas derecho con derecho (el búho estará entonces mirando hacia adentro).

Coseremos todo el contorno dejando un hueco para darle la vuelta. Yo lo hice a máquina pero puede hacerse a mano sin problema y no lleva demasiado tiempo.
En el último momento se me ocurrió recortarle un poco la silueta al búho con un plato marcándole un poco más la cabeza y haciendo como si le salieran orejitas. Me parece que así queda más gracioso.

Rellenamos y cosemos la abertura con puntada invisible.

Nuestro búho-cojín ya está listo para disfrutar.

Espero que os animéis y que llenéis vuestra casa de buhitos simpáticos.
Yo os espero aquí hasta el lunes que vendré con una nueva manualidad para niños.
Que tengáis un feliz fin de semana!!!.

Lee el post original