Entradas

Patrón de chaqueta de ganchillo para todas las tallas

Patrón de chaqueta de ganchillo para todas las tallas

Hacía tiempo que me apetecía hacerme algo de ganchillo para mí, pero como soy de proyectos rápidos y tengo mil cosas a medias me decidí por hacerme una chaqueta que es una mezcla de este , este y este un poco a mi estilo.
Lo bueno de este patrón es que es adaptable a todas las tallas siguiendo unos cálculos muy sencillos. Os cuento cómo:


La medida principal que tendréis que tomar es la del cuello. No la del cuello en sí, si no la circunferencia de donde queráis que empiece la chaqueta a la persona que la vaya a llevar. Podéis tomársela en persona o cogerla de alguna prenda suya. Una vez tenemos la medida empezamos a hacer cadenetas hasta alcanzar la medida. Tenemos que hacer que cuadre para que sea múltiplo de seis. Cuando tengamos nuestra cadeneta dividir por seis y poner un marcador en el primer recuento, segundo, cuarto y quinto. Así, por ejemplo, si tenemos una cadeneta de 78 puntos (78/6= 13) Pondríamos un marcador en el punto 13, en el 26, (en el 39 no pondríamos marcador), en el 52 y en el 65.
Por último añadiríamos cuatro puntos a nuestra cadeneta para que haya un sobrante y poderla cerrar y estaríamos listos para empezar a tejer.

Toda la cadeneta esta tejida con puntos altos, al llegar a los marcadores la secuencia es 1 punto alto doble, dos cadenetas, 1 punto alto doble, todo dentro del mismo punto, en todas las vueltas.
Seguiremos tejiendo vuelta tras vuelta de la misma manera hasta que llegué el momento de cerrar las mangas.
Para ello tan solo debemos tejer normalmente pero al llegar al 2 º marcador donde debemos hacer el aumento la secuencia será: 1 punto alto doble, 1 cadeneta enganchando el hueco del 1º marcador y así quedaran unidos. Haremos lo mismo cuando lleguemos al cuarto marcador.
A partir de ahí, como están unidos solo debemos seguir tejiendo en el cuerpo de nuestra chaqueta y no en las mangas.
Cuando lleguemos a la longitud deseada haremos una vuelta en punto bajo por todo el contorno y ya está, nuestra chaqueta terminada.
Lo dicho, con este truco podéis adaptar el patrón a todas las tallas y a todas las lanas porque funciona por centímetros. Espero que os haya gustado y que le saquéis mucho partido.
Si creéis que puede serle útil a alguien más no dudéis en compartir.
Un saludo y nos vemos el lunes con una nueva manualidad para los peques.
Mientras tanto feliz fin de semana.

Lee el post original

Guirnalda de pingüinos de papel

Guirnalda de pingüinos de papel
Yo no se como estáis por esas tierras pero por aquí, por la France, está haciendo un frío que pela. (Aunque tengo que reconocer que menos que otros años).
Para mí, que soy de Mallorca y lo de que baje de cero grados es un acontecimiento histórico, levantarme cada mañana para descongelar el cristal del coche antes de salir hacia el cole es toda una novedad.
No puedo evitar acordarme de los pingüinos, de los iglús y de como vivirán en Alaska.
Y eso ha sido lo que me he inspirado a hacer esta manualidad.
¿Queréis saber cómo lo hemos hecho? Pasen y vean.


Materiales:

– Círculos de cartulina negra del tamaño y cantidad deseada.
– Pintura blanca y naranja.
– Pegatinas negras o en su defecto pintura negra o incluso rotulador.
. Una patata.

Lo primero que vamos a hacer es cortar la patata por la mitad para que nos quede un círculo que estampar en la cartulina.

La impregnaremos de pintura blanca y la estamparemos en los círculos casi tocando a uno de los bordes (no centrado). Para que quede como si fueran las barrigas de los pingüinos.

Haremos lo mismo con todos los círculos y los dejaremos secar.
Una vez secos procederemos a pegarles las pegatinas negras como si fueran ojos. En el caso de que no tengamos pegatinas los pintaremos con pintura negra o con un simple rotulador.
También les pintaremos unos triángulos con pintura naranja que simularán los piquitos.
Se pueden usar para multitud de cosas. Para hacer un móvil, un mural en el que hayamos pintado un paisaje invernal, para utilizar como invitaciones de cumpleaños (podemos hacerlos dobles y que quede como un librito) o, como hicimos nosotros una guirnalda para decorar nuestra casa en estas fechas.
Para eso simplemente tenemos que hacer un agujero en las cabezas de nuestros pingüinos y atarlos a un cordel.

El resultado es una guirnalda divertida y un niño orgullosísimo, jajaja.

Espero que os haya gustado y que lo pongáis en práctica.
Yo os espero el miércoles con nuevas propuestas.
Que paséis un feliz lunes!!!.

Lee el post original

El apartamento. 3. La entrada (un nuevo look)

Sé que llevo días sin publicar, no tengo perdón de Dios.
Para recompensaros volveremos a las andadas con el apartamento, y esta vez es turno de la entrada, un mini-tuneo muy sencillo y más que económico.
No estoy demasiado contento con el resultado, encuentro que le falta algo, pero sí con su coste. Una de las razones de que no publicara desde hace días es que mi ordenador decidió morir, y he tenido que invertir en otro, así que la decoración, por económica que sea ha tenido que pasar a un segundo plano.
Si recordamos en el apartamento llevamos hecho:


1. El dormitorio principal

Así que hoy es turno… del recibidor!!!



Para empezar, como siempre, os mostraré el antes del recibidor o entrada al apartamento:

(perdón lo torcido de la foto, tendría el día malo).

Como veis era un mueble sencillo, con unos pequeños armario y unas baldas.
No me disgustaba el mueble en sí, pero esos espejos con toque salmón me daban un “nosequé” que no me gustaba. Además pese a que el mueble no es muy profundo sí quitaba espacio de paso al abrir la puerta del apartamento, que cae justo enfrente.
Así que… fuera mueble!

Detrás del mueble sale un cable para enchufar alguna lamparita, que decidí mantener. Quité sin piedad cuadros y enmasillé agujeros en las paredes.
Finalmente pinté de blanco.


De mi época de tuneo de la casa me habían sobrado varias estanterías lack de Ikea, y opté por aprovechar un par, aunque al final mi idea varió y solo puse una, menos es más! (menos polvo acumulado es más felicidad)

De mi despensa de muebles salieron 2 corchos que decidí tunear (ahora me doy cuenta que el día que lo tuneé estaba de resaca y no saqué fotos del proceso) pero os podéis imaginar como son 2 corchos de toda la vida…
Uno lo pinté de blanco tal cual.
El otro aprovechando que la trasera tenía una especie de chapa de madera lo convertí en pizarra, dejando el marco en blanco.

Mi idea original era poner todos los accesorios decorativos de la entrada en color blanco, pero mirando y remirando sentía que el black&white me guiñaba un ojo y me pedía a gritos darle a la entrada ese aire.
De casualidad ayer acabé en las rebajas y entré en el H&M home.
Preso de un ataque de visitis-aguditis (osease, pasar la visa como un loco) me hice con varios accesorios en negro que vendrían genial a mi entrada, como un capazo, colgadores, jarrones… hasta una bayeta muy chula!!!

Quizás te preguntes que pinta una bayeta en todo esto de la entrada.

Haremos un inciso en el proyecto de la entrada y lo entenderás:

La bayeta en sí es una cebra y me encantó. Me acordé de un marco en blanco que tenía por ahí perdido.











Solo tenía que recortarla con la medida del marco para tener una lámina bien divertida!!!


Y con esta lámina ya lista y los detallicos que compré solo me quedaba colocarlo en la balda lack.
Además puse una de mis lámparas FADO de ikea aprovechando el cable que sale de la pared (y que ahora queda oculto tras los corchos).

Aquí tenéis el detalle de la parte derecha de la balda.


Y aquí la izquierda, donde he puesto un plato con 2 velas.








Junto a la puerta de entrada he puesto estas simpáticas pajaritas, que me servirán para colgar la correa de kiko, el bolso o incluso la chaqueta cuando ya haga frío.




Os decía al principio del post que veo el conjunto un poco soso, quizás le falta algún tuneo a la pizarra y el corcho, o algún detalle como una guirnalda o una planta, no sé.
Como lo bueno de la decoración low cost es su facilidad para variar el resultado seguiré trabajando con mi entrada, y espero enseñaros dentro de poco algo con lo que me encuentre más identificado, pero mientras tanto… ya he tachado una tarea pendiente de mi lista!!!! (autoaplauso pa mi)

Y como es tipico en esta casa, si te vas… te acompaña Kiko! (que sí, lo he conjuntado con la entrada para la ocasión)


Image and video hosting by TinyPic



Lee el post original

DIY: Filigranas

Nuestro DIY de hoy es entretenido y va de papiroflexia, os presentamos las
FILIGRANAS:

Hace más de quinientos año unas monjas francesas decidieron rizar tiras de
papel para hacer ornamentos. Los llamaron “filigranas de papel” o “quilling” en
USA. Y los materiales que vamos a utilizar son muy comunes:

* Cola blanca y palillos

* Folios de colores cortados muy finitos. Cuanto mayor
gramaje mejor

* Varilla para rizar el papel (para empezar podemos usar
una aguja con ojal grande pero si os gusta este arte os recomendamos comprar la
varilla. Antiguamente se hacía con plumas de aves)

* Regla para medir la longitud de las tiras

Para comenzar
haremos uno muy sencillito… un gusano. Necesitaremos 7 tiras color verde de
13,5 cm para los rizos de cuerpo, dos
tiras negras de 3 cm y 2 tiras moradas o blancas de 4.5 cm

EMPEZEMOS CON
LOS OJOS: Para ello vamos a aprender a hacer una figura básica que se usa en la mayoría de proyectos
los rizos ajustados:

1.- Genera dos
tiras multicolor pegando una tira negra a una morada. Usaremos la cola y los palillos para ser más
preciso

2.-Pasa el
extremo negro de papel por la ranura que está en la punta de la varilla de
rizar. Ésta ha de quedar en el extremo de la tira

3.- Apoya la
punta de la varilla contra la yema de tu dedo pulgar: Enrosca la varilla en
dirección contraria a ti.

4.- Haz girar
la varilla un cuarto de vuelta en dirección a ti. Mueve un poco la varilla y
retírala suavemente del rizo

5.- Sigue
enroscando hasta que se acabe la tira y deja un rabito suelto. Que encolaremos
con el palillo. Presiona contra el rizo y sostenlo hasta que el adhesivo seque.

A CONTINUACIÓN
HAREMOS EL CUERPO: Para ello vamos a aprender a hacer rizos sueltos:

Exactamente en
la misma técnica de antes (pasos 2,3,4) y el 5 paso sería dejar el rizo sobre
la mesa y soltarlo, lo que hará que éste se abra un poco. Una vez abierto
procederemos a encolar del mismo modo que en los rizos ajustados, poniendo cola
en el extremo y presionando hasta que seque. Repetiremos este proceso hasta
obtener 7 rizos sueltos

Luego pegaremos
todos entre sí y por último los ojitos.

¿Qué os parece
el resultado?

Aquí os dejamos
algunas de las maravillas que se pueden hacer con esta técnica y en próximos
post aprenderemos más técnicas

FELIZ FIN DE
SEMANA!!!!

Visita la entrada original AQUÍ

Patrón rosa ganchillo

Como ya sabréis hoy es la diada de sant jordi, un día muy popular en catalunya, algo similar a san valentín en el que se regalan libros y rosas.
Por estas fechas hace un año empecé a formar parte de “el grupet de les arts” y esto fué lo primero que hice con ellas: una rosa de ganchillo! Me encantó taaanto que este año he hecho unas cuantas y, además, aprovecho para adjuntaros el patrón y un poco de tutorial. Aquí vamos:
Y aquí tenéis el patrón, por si con ello ya os apañáis!
Si preferís, por lo contrario un paso a paso más detenido, estad [email protected] a partir de aquí!
La rosa consta de dos partes: la flor y la/s hoja/s. La flor, en concreto, se realiza en plano, en 3 niveles, y al terminar se enrolla.
Lo primero de todo: realizar la base a partir de 41 cadenetas
El segundo nivel será el “esqueleto” de la rosa. Consta de varias repeticiones. La primera siempre es un poco distinta. En este caso empezamos haciendo un punto raso en el 4º hueco y, en el mismo hueco, un punto alto. Haremos 2 cadenetas y, de nuevo en el mismo hueco, dos puntos altos más.(en total tenemos 3 puntos altos en el primer hueco)
A partir de aquí seran diferentes repeticiones hasta llegar al finall de la cadeneta. La repetición es la siguiente:
1 cadeneta / 2 puntos altos en el 3r hueco / 2 cadenetas / 2 puntos altos en el mismo hueco.
Es decir: hacemos una cadeneta. dejamos dos huecos en la cadeneta y en el tercero hacemos 4 puntos altos separados por 2 cadenetas.
A medida que vayamos avanzando veremos que la labora se va enroscando:
Es lo normal, así que no os preocupéis! Cuando lleguemos al final quedará algo así:
Ahora ya tenemos el “esqueleto”. Pasamos al 2º nivel. Empezamos haciendo un punto raso en el primer agujero y una cadeneta de 2:
En ese mismo hueco hacemos 6 puntos altos
Pasamos al siguiente hueco, con un punto raso, y en el siguiente hueco hacemos 7 puntos altos. Repetimos este punto hasta el final.
Al terminar este 2º nivel veremos que la labor se teruerce más todavía. Es el momento de enrollarlo como más nos guste y coserlo. (Yo lo coso con el mismo hilo de la labor, pero podéis hacerlo con hilo de coser).
Además tendremos que hacer alguna hoja. Esta es mucho más sencilla. Empezamos, de nuevo con una cadeneta. En este caso de 16 puntos:
Trabajaremos en los dos lados de la cadeneta. El objetico es ir cambiando la altura del punto: subiendo y bajando. Para ello lo que debemos hacer es lo siguiente:
1 punto bajo / 1 punto medio / 2 puntos altos / 1 punto triple / 2 puntos altos / 1 punto medio / 1 punto bajo.
Hemos hecho una subida hasta el punto triple y luego lo repetimos, al revés, para bajar.
Después giramos la labor y repetimos el proceso en el otro lado de la cadeneta, y así es como queda:
Solo nos queda unir la hoja a la rosa y…
Ya la tenemossss!
Ahora, os propongo que la convirtáis en broche (es como las estoy haciendo yo). Solamente tenéis que coserle la pieza detrás. Otra opción es al estilo collar. Podéis hacer la que más os guste! 😉

Estoy enlazando este tutorial a la fiesta de enlaces del blog Personalización de Blogs

Patrón rosa ganchillo

mi bolsa para la compra

Cuando vi esta bolsa de oh!villo
me enamoré de ella… me encantó porque parecía muy práctica y, ese color fluor me encantó (por aquel entonces creo que se empezaba a poner de moda). De inmediato la añadí en mi listado de “cosas que quiero hacer algún día”.
A raíz de esta bolsa fui viendo otras bolsas similares. Esta bolsa de rafia, de la pecera de las mariposas, me encantó.
(tengo pendiente hacer una parecida, reciclando bolsas de plástico del supermercado!)
Y luego, cuando vi, en vivo y en directo, la bolsa de nylon de DelimalimonCraft, pensé: ¡esto es una señal!
Después de estas “señales divinas”, una de las chicas con las que hacemos talleres, me pidió que hiciéramos un taller, ¡entonces fue la oportunidad para hacer la mía!
Y aquí la tenéis, mi propia versión de la “market bag”.
En realidad, para las que tengáis bastante idea de ganchillo, es tan sencillo como tejer la base en circular, el cuerpo calado a base de puntos altos y cadenetas, y las asas con puntos bajos.
Para las que necesitáis asistencia directa, ¡aquí estamos!
Para las que no tenéis tanta idea con un paso a paso lo entenderéis:
 
BASE DE LA BOLSA:
 
En mi caso decidí hacerla circular, a punto bajo, para que fuera más resistente.
 
 
Como es circular, empezamos como en toda labor que se trabaja en circular:

1. Empezamos con anillo mágico (o 4 cadenetas unidas en los extremos y 6 puntos bajos
en el interior). (6p)
2. Hacemos 2PB en cada punto (= 2-2-2-2-2-2) (12p)
3. Hacemos 2PB cada 2 puntos, en el resto 1PB (= 1-2) (18p)
4. Hacemos 2PB cada 3 puntos, en el resto 1PB (= 1-1-2) (24p)
5. Hacemos 2PB cada 4 puntos, en el resto 1PB (= 1-1-1-2) (30p)
6. Hacemos 2PB cada 5 puntos, en el resto 1PB (= 1-1-1-1-2) (36p)
7. Hacemos 2PB cada 6 puntos, en el resto 1PB (= 1-1-1-1-1-2) (42p)
8. Hacemos 2PB cada 7 puntos, en el resto 1PB (= 1-1-1-1-1-1-2) (48p)
9. Hacemos 2PB cada 8 puntos, en el resto 1PB (= 1-1-1-1-1-1-1-2) (54p)
10. Hacemos 2PB cada 9 puntos, en el resto 1PB (= 1-1-1-1-1-1-1-1-2) (60p)

Contínuamos la serie hasta obtener el diámetro deseado (en mi caso aproximadamente unos 20 cm).

CUERPO DE LA BOLSA:

El trabajo del cuerpo es mucho más rápido. Haremos puntos altos, separados con una cadeneta para que quede “calado”. Para ello:
1ª vuelta: hacemos 3 cadenetas (2 hacen de punto alto, uno de separación). Seguimos haciendo “punto alto + cadeneta” cada dos puntos de la base (es decir: haremos la mitad de puntos altos que la cantidad de puntos que hay en la base).Cerramos con un punto raso en la 2ª cadeneta, de las que hemos hecho al principio.
 
2ª vuelta y hasta el final: Hacemos los puntos altos en el hueco que queda (entre punto alto y punto alto de la vuelta anterior). Seguimos el mismo procedimiento, punto alto + cadeneta.

 

 

En mi caso me quedó demasiado larga, así que os aconsejo que hagáis unas 15 vueltas.
Además, para darle un “toque” decidí, en la última vuelta, hacer puntos triples, separados por 4 cadenetas. Lo hice saltando uno de los puntos de la vuelta anterior (es decir, uno sí, otro no).
ASAS: Para terminar, volvemos con los puntos bajos.
1ª vuelta: Hacemos cuatro puntos bajos dentro de cada hueco. Cerramos la vuelta con un punto raso. (Si os saltáis el paso con puntos triples solamente tendréis que tejer dos puntos bajos en cada hueco).
 
2ª y 3ª vuelta: Hacemos un punto bajo en cada punto.
4ª vuelta: Iniciamos el asa! Hacemos tantas cadenetas como larga queremos que sea el asa. En mi caso 60 cm. aprox. Enganchamos el extremo a 1/4 de la bolsa con un punto bajo (doblamos la bolsa a la mitad y, otra vez a la mitad. Así sabremos qué es 1/4 de bolsa). Hacemos puntos bajos en el siguiente 1/4 de la bolsa. Repetimos el proceso con la mitad de la vuelta que nos queda (la segunda asa y acabar la vuelta con puntos bajos).
5ª vuelta: Hacemos puntos bajos alrededor de la cadeneta, tantos como sean necesarios, hasta llegar al otro extremos de la cadeneta. Continuamos la vuelta con puntos bajos y en el otro asa repetimos el mismo proceso.
6ª-8ª vuelta: hacemos puntos bajos. Al final de la última vuelta hacemos una cadeneta, para cerrar la labor, cortamos el hilo y escondemos el extremo.

Y como aún me sobro algo de hilo…hice un complemento más!

Sabéis qué es? jejej!

Estoy enlazando este tutorial a la fiesta de enlaces del blog Personalización de Blogs

Mi Market Bag