Entradas

Camiseta marinera con estrella

He estado unos días pachuchilla.. por eso ayer no hubo post. Intento publicar los lunes y los jueves, y las semanas que os traigo pocos diy, y os cuento rollos varios, a veces publico tres veces, lunes, miércoles y viernes. Sé que es una chorrada, pero me gusta el orden en mi vida.. y cuando se me desmontan los horarios soy un poco como los niños, que me descentro jeje

Después de este rollete, os enseño mi camiseta nueva, marinera y con estrella.

Mi amiga Blanca cuando ve una camiseta con rayas estilo marinera se acuerda de mí y es que me encantan, tengo muchas distintas y hasta mis hijos tienen.. se nota que les compro las cosas que a mí me gustan. Y este año especialmente, supongo que por la moda también, se me han llenado los armarios de estrellas. Los de los niños también, que ya os enseñé la camiseta que pintamos Laia y yo el pasado otoño.
Así que cuando me compré esta camiseta pensé en darle algún toque distinto y qué mejor que una estrella!

He seguido la misma técnica que en las camisetas de los niños, pero a la hora de coserla, para darle un toque más desenfadado en lugar de festón, he hecho un pespunte y he deshilachado un poco el borde de la estrella.
Como siempre, me gusta enseñaros unas fotillos del paso a paso.

Lo primero, los materiales. Además de esta camiseta de rayas que compré en Pull&Bear muy baratita, una tela de algodón gris, flixina heatandbond, ya recortada en forma de estrella (el patrón lo encontré por internet), hilo tipo mouliné, y unas tijeras por supuesto!
Una vez pegada con la plancha la estrella de flixina a la tela, la recortamos bien y, retirando el papel, la colocamos sobre la camiseta, y volvemos a planchar. Recordad que se debe hacer con la plancha sin vapor. En este post antiguo os lo cuento paso a paso.
Ahora toca elegir de qué coler poner el pespunte.. y en esta ocasión elegí uno crudo para que hiciera un poco de contraste. Y deshilaché un poco la tela por los bordes.
Pues en un ratito ya tengo mi camiseta costumizada y lista para ponérmela.


Paula

Lee el post original