Entradas

Guirnalda de tela navideña

La vivencia de la Navidad en nuestra familia se puede dividir en dos períodos, a saber, antes del nacimiento de la niña y después. Al primero de ellos corresponde el abeto pequeño de plástico de los chinos y la caja con el kilo doscientos de adornos de plástico plateados y rojos comprada en unas rebajas en Ikea.
Conforme nos adentramos en el segundo período el abeto siguió siendo de plástico pero eso a día de hoy ni se ve porque está inundado de espumillón y eso que lo cambiamos por las quejas de la niña que decía que un árbol más pequeño que ella no podía ser de Navidad por muchas cosas que le pusiesemos encima y los adornos bicolores han sido paulatinamente sustituidos año tras año por otros que ha hecho ella desde los tiempos de la guardería. Impagables la bola dibujada sobre cartón que a día de hoy todavía sigue perdiendo purpurina y la estrella forrada con seiscientos cincuenta gramos de papel de aluminio que aguanta en equilibrio en lo alto del árbol.
La ilusión se contagia y somos legión los padres que en estas fechas llenamos la casa de luces y de cables sólo por ver la carita que ponen y hasta el Belén montamos y sacamos sitio de donde no hay para que el Niño tenga su portal con todos los animales que hagan falta que además de la burra y el buey reglamentarios también puede necesitar el calor de los animales de la granja de los Barriguitas y los gatos de los Playmobil, y los Reyes se vayan acercando poco a poco aunque los nuestros según el día están a un paso de postrarse ante el Niño antes de Año Nuevo y otros parece como si hubiesen tenido que darse la vuelta porque se les olvidó algo.
El primer año no íbamos a poner Belén porque nos parecía que con el árbol cumplíamos de sobra, pero a medida que se acercaba la Nochebuena empezó a entrarnos cosa porque la niña no tenía Niño (eso es de padres recientes, hoy ni lo pensaría) y un domingo por la tarde hice este con tubos de cartón (aquí, aquí y aquí) a la espera de comprar uno en condiciones. Lo que pasa es que la niña le cogió cariño y no quiere cambiarlo y se ve poco serio, a ver si este año la convenzo.
Y como la casa se ve tan bonita con todo ese despliegue y da mucha ternura ver las cosas hechas por ella yo también me voy animando y aporto mis granitos de arena a la decoración. Empecé con el calendario de Adviento (aquí) y hoy os traigo una guirnalda que lo mismo sirve para ponerla como lo que es o se puede desmontar y poner cada elemento por sí solo en el árbol solamente con coserle un lazo o una hebra de lana.
Los árboles y las estrellas están hechos con dos retales de tela sobre los que dibujé su contorno y la #buenaabuela se encargó de coser a máquina. Menos de cinco minutos. Dos minutos más para rellenarlos y uno para colgarlos de un bramante. Las dos telas me encantan y así de bonita quedó.

¿Qué os parece cómo ha quedado? ¿Hacéis algun@ vuestra propia decoración para Navidad? Contad, contad, que me gustaría saber qué cosas hacéis.
Sed muy felices aunque con el día que tenemos hoy es complicado.

Lee el post original

Cómo echar el lazo a una cremallera DIY

En el post de hoy os traigo una idea que llevo poniendo en práctica desde que la niña empezó a reclamar su autonomía en el apartado de imagen personal. Esta criatura desde bien pequeña se ha empeñado en vestirse ella sola y que no se te ocurriese intervenir para acabar de meter un botón en un ojal por más que te estuviesen mordiendo los perros porque no llegabas al colegio por la mañana o echar mano a una cremallera que no había forma de encarrilar para que al esposo no empezase a salirle humo por las orejas mientras esperaba con el coche arrancado en doble fila.

Ahí teníamos que estar los dos aguantando como campeones contemplando esos deditos regordetes y torpes sin poder echarle un manotazo y acabar de vestirla de una vez como se ha hecho toda la vida de Dios. Que las profes de Infantil estaban encantadas predicando las bondades de la autonomía y tú mientras te acordabas de la madre que parió al del invento. Que en la teoría todo funciona porque para eso es teoría pero hay que ver las trifulcas que hemos llegado a montar en esta santa casa a cuenta de que la niña se empecinaba en abrocharse ella los botones (todos y cada uno) de una camisa por no hablar de las cremalleras de anoraks y de chaquetas de chándal. Con decir que después de una muy gorda y memorable llevó sólo camisetas durante un año.

Lo de ponerle un corazón de tela al anorak (aquí) se me ocurrió como medida desesperada y funcionó. No más líos con las cremalleras. Hasta en la mochila le puse por si acaso (aquí) y otro día os enseñaré el del estuche de clase, que también lleva lo suyo.

Aparte de la funcionalidad, ponerles un adorno en el tirador (por donde se coge) hace que luzcan muy bonitas, así que cuando por el verano compré este neceser se me ocurrió ponerle un lazo negro igual que el que trae de charol y este fue el resultado:

No me llevó nada hacerlo y fue tan sencillo como quitar el tirador que traía el neceser y sustituirlo por el lazo negro, que hice yo misma. ¿Qué os parece cómo ha quedado? Original seguro que sí y yo creo que ha ganado con el cambio. ¿Habéis hecho algun@ de [email protected] algo así? Contad, contad.

¡Pasad un feliz martes, que esta semana es un día más corta!

Lee el post original

DIY: Collar tipo babero. Colaboración con tulohaces.com *

Buenos días de viernes!!

Hoy os traemos un tutorial que creemos que os va a encantar de la mano de tulohaces.com

Y decimos de la mano, porque todos los materiales que hemos utilizado para hacerlo, nos los han enviado ellos, y vosotros podréis encontrarlos en su tienda online si os apetece llevar a cabo este tutorial.

Desde hace algún tiempo, están de moda los collares estilo babero, collares para nuestro gusto preciosísimos, y que además, tienen tantas posibilidades diferentes, que es difícil no encontrar uno que te guste.

Hoy os enseñaremos el paso a paso para hacer uno de estos bonitos collares.


¿Os apetece? Pues venga comenzamos!

Los materiales que hemos utilizado son los siguientes:
La cadena, es esta y las bolas facetadas, estas

Además necesitaremos unos alicates de punta redonda y unos alicates de corte, como los que os mostramos en otras ocasiones.

Lo primero que haremos, será medir la cantidad de cadena que necesitamos. Contad que haremos un collar pegadito al cuello, con lo que medid justo el ancho de vuestro cuello (pero no os ahoguéis eh?)Al añadir el mosquetón y la arandela del cierre aún crecerá un poquito más el largo del collar.

Una vez que tengamos cortada la cadena que necesitemos, probamos cuantas bolas necesitamos colgar en ella, como veis en la siguiente foto.

Una vez que sabemos cuantas necesitamos comenzamos a unirlas al collar. Para eso, utilizaremos el alambre. Introduciremos una bola en el alambre, y con ayuda de los alicates redondos, le damos forma.


Repetimos la operación con todas las bolas que necesitamos para esta primera vuelta. Una vez que están todas listas, las vamos colocando en la cadena, a la misma distancia (la que vosotras queráis) una de otra.


Una vez que las tenemos todas colocadas, nos quedará así.


Pues ahora, cogemos el resto de cadena que tenemos (no cortéis nada aún), y vamos enganchándola a cada bola por abajo. Os quedará algo así:


Va tomando forma ¿verdad? Pues venga, seguimos. Ya tenemos nuestra primera fase lista. Ahora toca repetir pasos. Colocaremos una nueva tanda de bolas facetadas, de manera que queden en el medio de las que ya tenemos colocadas


Y colocaremos de nuevo una cadena por la parte de abajo enganchada a esta nueva serie de bolas.

Este será el resultado de esta nueva operación. Podéis seguir así para hacer el collar tan largo como queráis (siempre y cuando la cadena os lo permita)

Nuestra cadena era finita, por eso, ahora, toca rematar el collar y para eso, haremos lo siguiente:

Con ayuda de los bastones que terminan en bolita (para nuestro gusto los más bonitos)colocaremos las últimas bolas facetadas.


Y ahora, con ayuda de una arandela, las colocaremos en nuestra última cadena del collar, para que nos quede así.


Y ya tenemos listo nuestro collar estilo “babero” listo para lucir!


¿Qué os ha parecido? ¿Os ha gustado? Ya sabéis que podéis encontrar todos los materiales para hacerlo en tulohaces.com que además están de sorteo de esta bonita pulsera!!



Un besote y feliz fin de semana!

* Post patrocinado

Visita la entrada original AQUÍ