Entradas

DIY: macetero al estilo Gaudí

Como sabéis, pertenezco al Club Handmade Zaragoza, y entre tanta adicta a las manualidades, de vez en cuando organizamos intercambios y amigos invisibles…

El último que hicimos tenía que estar inspirado en una obra de arte, ahí es nada! La personita a la que le tenía que regalar no era otra que Paloma de Palomanitas (os sonará por el intercambio de Amelié)…total que cuando vi que me había tocado ella, me entraron los 7 males! y es que Paloma es muy guay, y sabe hacer un montón de cosas, y todas las hace súper bien, y a mí se me puso una presión encima que a pocas muero en el intento jaja

Paloma es súper práctica, además le falta espacio (el síndrome de Diógenes que tenemos no es bueno para los mini pisos de hoy en día jaja) así que me decanté por prepararle una maceta con estilo Gaudí…

Aquí os dejo con el paso a paso y el resultado final 😉


El primer paso es envolver el plato en la toalla y empezar a golpear con el martillo



Al principio es divertido pero desde ya os aviso que os va a doler el brazo, porque ahora hay que ir haciendo trozos más pequeños!!


Yo no tenía las herramientas adecuadas para romper los trozos en trocitos, por lo que me tuve que armar de paciencia y ayudándome de un trozo de madera y martillo en mano ir consiguiendo esos trozos más pequeños…


El siguiente paso es hacer una mezcla con cemento y agua para ir pegando los trocicos a la maceta

Fui poco a poco, y coloqué los trozos al tuntún, al ser todos blancos no tenía la necesidad por ahora de ir formando un dibujo…


El sobrante lo iba retirando con una bayeta…


Una vez colocados todas las piezas, hay que dejar secar durante al menos 8 horas

Después hice la mezcla con la lechada para unificar y rellenar huecos…


Y otra vez, dejar secar para que todo se asiente en su sitio y no se nos vayan cayendo las piezas…es muy importante respetar el tiempo de secado (para las ansiosas cómo yo esto es lo peor, pero es lo que hay!!)


Vale perfecto! ya tenemos la primera parte, ahora vamos a pintar el borde de arriba, elegí un tono turquesa/mint porque sabía que a Paloma le gustaría jijij


Y con los esmaltes escogidos, fui pintando algunas de las piezas


Y aquí tenéis el resultado final…



Os gusta? a Paloma parece que sí le gusto, y yo la verdad, que contra más la miro, más me gusta!!

Ah! también había que añadir una tarjetita contando en qué obra había estado inspirado el regalo, y para ello preparé con trocitos de washi tape otro mosaico…

Y robo la foto que Paloma colgó en Instagram, porque me encanta cómo queda en el césped 😛


Es un proyecto un poquito más complicado de los que os suelo traer, y hay que armarse de paciencia, pero el resultado puede quedar muy bonito!!

Lee el post original

p>