Entradas

Esmalte al agua y chalk paint: diferencias y usos

Posiblemente la pintura de tiza o chalk paint haya sido uno de los grandes inventos de los últimos años en el mundo de la pintura. Hoy en día, no hay nadie que se dedique a pintar muebles, que no haya usado este tipo de pintura. Con sólo meter chalk paint en el buscador de Google encontramos millones de marcas que han desarrollado su propia pintura de tiza. Si habéis ido a alguna feria de DIY en el último año, la presencia de la chalk paint es masiva y aparece en casi todos los stand. Pero como todo evoluciona y avanza, en estos momentos los fabricantes están abriendo nuevas líneas de trabajo. España es uno de los pocos países europeos donde todavía se fabrica de forma constante productos con base disolvente. En Estados Unidos, Canadá y el resto de Europa se apuesta por productos, tanto pegamentos, como barnices o pinturas, con base agua, que resultan más ecológicas y menos dañinas para la salud. La chalk paint es una pintura con base agua y siguiendo esa línea de trabajo ahora las marcas impulsan el diseño y producción de esmaltes con base agua mucho más sedosos, que los esmaltes con base disolvente y los esmaltes con dos componentes. Con los esmaltes hay que tener mucho cuidado. Hace tiempo os contamos nuestra experiencia con un esmalte comprado en el chino. Los que tienen una base al disolvente y no son de buena calidad pueden complicarnos mucho la vida, tanto al aplicarlo porque es imposible que queden lisos con una brocha como con el secado, que puede ser eterno. En definitiva, si usáis esmaltes de base disolvente, os recomendamos que sean de calidad, y si queréis estar a la última en esto de las pinturas os presentamos los nuevos esmaltes de base agua, que están empezando a salir al mercado. Tras esta parrafada, que posiblemente aburra a más de uno, os contamos las diferencias y usos de los esmaltes al agua haciendo una pequeña comparación con la chalk paint. Si queréis ver más post y tutoriales sobre la chalk paint, puedes hacerlo pinchando AQUÍ.

pintura-blanca-y-negra-1

Chalk paint de color blanco y esmalte al agua.

Cuando abrimos el bote del esmalte al agua y de la chalk paint

pintura-chalk-paint-1

Esmalte al agua y chalk paint.

En cuanto abrimos los dos botes a simple vista vemos que el contenido es muy diferente. Mientras la chalk paint es tremendamente más densa, el esmalte al gua tiene una textura mucho más sedosa y líquida. Sobre esta cuestión preguntamos al director técnico de Xylazel, la empresa fabricante de ambas pinturas y esto es lo que nos dijo: “La capa líquida que se observa al abrir el envase es básicamente agua y parte de la resina. Las cargas, con mayor densidad, se quedan sedimentadas por debajo. Lo que sucede es, que a diferencia de los esmaltes, una chalk paint tiene un tipo de cargas y un % muy superior en relación a la resina, y por eso, el aspecto pastoso, casi terroso de la parte que queda sedimentada bajo el líquido. En los esmaltes acrílicos, con menos y distintas cargas, se puede hacer formulaciones que decanten y sedimenten menos, por lo que al abrir el envase la pintura no presenta visualmente dos fases separadas, el aspecto es más homogéneo”.

Y esto,  ¿a nivel práctico que nos supone?

Cuestiones a tener en cuenta antes de ponernos a pintar

tipos-de-pinturas-1

Esmalte al agua de color blanco y chalk paint del mismo color.

La pintura de tiza como se ve en la imagen tiene esa capa más líquida en la parte superior y el sedimento más pastoso en la base. Cuidado con esto, porque nos pasa que normalmente tenemos la tendencia a agitar el bote antes de abrirlo. Eso siento decirlo, no es nada bueno para la pintura porque lo que estamos haciendo es meter aire y por eso, posteriormemte, cuando pintamos salen pequeñas burbujas. Para solucionarlo es indispensable remover bien la pintura de abajo hacia arriba. Nosotros usamos para hacerlo los agitadores de plástico o de madera de Nespoli. El de plástico tiene unos agujeros que hace que muevas la pintura, pero sin añadir aire. Os recomendamos que siempre remováis bien las pinturas, tintes o productos que vayáis a usar para que los componentes se mezclen de forma homogénea.

Aplicación

esmalt-chalk-paint-1

Una capa de esmalte blanco y una capa de chalk paint.

Sobre la aplicación de los esmaltes al agua en comparación con la pintura de tiza puede ser una cuestión más de gustos que otra cosa. Pero os contamos nuestra experiencia por si os puede orientar:

  • La chalk paint tiende a ser más densa y cubre más en la primera capa como se ve en la imagen de abajo.
  • El esmalte al agua es más sedoso en la aplicación y la brocha tiende a correr mejor. Insistimos en que es una cuestión personal. Pero nos ha sorprendido y enamorado la aplicación del esmalte al agua. La brocha corre muy bien y es muy fácil de aplicar.
  • Rebajar con agua. El esmalte se aplica tal y como viene de fábrica mientras que hay tendencia a rebajar la pintura de tiza con agua. A veces para restar densidad y otras para poder trabajar diversos efectos con ella.
  • Con rodillo, brocha o pistola. El esmalte se puede aplicar con cualquiera de esas herramientas, mientras que la chalk paint no se puede aplicar con pistola por su densidad, ya que podemos taponar el conducto.

Diferentes usos

caja-pintada-de-negro-1

Caja pintada de esmalte al agua de color negro.

En el uso hay una diferencia importante entre el esmalte al gua y la chalk paint. Mientras que la pintura de tiza es lijable y con ella se logran efectos envejecidos, con el esmalte lo que se consiguen suelen ser acabados tipo lacado. El esmalte no se lija con la facilidad de la chalk paint y no logramos esos decapados tam habituales en la pintura de tiza. Pero a cambio dentro del esmalte al agua encontramos acabados mates, satinados y brillantes.

decorar-cajas-con-esmalte-1

Lo que más nos gusta de las pinturas al agua, tanto este tipo de esmaltes como las pinturas de tiza es que una vez que acabas puedes limpiar las brochas y utensilios con agua. En mojado y antes de que pasen unas horas puedes meter la brocha debajo del grifo y no es necesario emplear disolventes como con los esmaltes que tienen una base al disolvente. Aunque tienden a tener más dureza, los esmaltes al disolvente tienen el gran problema, por lo menos para nosotros, de la limpieza.

 

La entrada Esmalte al agua y chalk paint: diferencias y usos aparece primero en Inventando baldosas amarillas.

Lee el post original

Cómo hacer un transfer en FIMO sin gel ni agua

Perdonad, porque llevamos un verano lleno de actividades y hemos estado unos días muy centrados en sacar adelante nuevos proyectos. Estamos experimentando con resinas, transfer, renovación de cocinas, spray, cartón… Y por supuesto, hemos estado haciendo cositas con FIMO. Una de las técnicas que hemos estado trabajando es el transfer sobre FIMO. Como se trata de una arcilla que tiene un enorme poder absorvente os adelantemos que estampar imágenes sobre este material es realmente sencillo y nos puede servir para crear objetos de decoración originales y personalizados. Os contamos en este tutorial cómo hacer un transfer en FIMO. Avisamos: es sólo una técnica de las diferentes alternativas que tenemos para estampar imágenes sobre este material.

transfer diy decoracion 1

Transfer en FIMO.

Cómo hacer un transfer en FIMO: materiales

  • Pastillas de FIMO: color blanco, amarillo, morado y marrón.
  • Cuchilla para cortar.
  • Imagen para estampar sobre el FIMO.
  • Cuchara.
  • Máquina laminadora para alisar el FIMO o rodillo de metacrilato, liso y sin poro, para trabajar el FIMO.
  • Termómetro para el horno.
  • Horno y papel para proteger la bandeja.
  • Metacrilato, cristal o azulejo no poroso que no absorba el color de la arcilla.
transfer vintage fimo 1

Cómo hacer un transfer en FIMO.

Paso 1: Moldeamos el FIMO

Con FIMO podemos crear la forma que más nos guste. Después de darle alguna vuelta quería hacer una especie de medallón que se pudiera acoplar en un marco de resina que teníamos por casa. Para que la superficie quede bien lisa, pero a la vez tenga grosor decidimos crear varias láminas de FIMO de diversos colores. En total, con la ayuda de la máquina laminadora sacamos cuatro rectágulos de FIMO que colocamos uno encima de otro. Una vez que teníamos ese bloque más grueso creado usamos la cuchilla para cortar todas las láminas a la vez y lograr un corte limpio.

cortar fimo cuchilla 1

Cortar FIMO con cuchilla.

Sobre esa forma ovalada colocamos una lámina de color crema. Con FIMO de color blanco, un poquito de amarillo y naranja hicimos nuestro propio color. Mezclamos bien la arcilla, pasamos varias veces por la máquina laminadora y conseguimos una lámina de un color crema que pusimos en la parte superior de nuestra pieza. Con la ayuda de las herramientas para moldear fuimos dando forma a los bordes para dejarlos bien asentados.

pieza fimo

Forma ovalada hecha de FIMO.

Paso 2: Hacemos el transfer en Fimo

Cuando todavía no hemos horneado la pieza podemos hacer el transfer en FIMO. Para la ocasión seleccionamos un dibujo de aspecto vintage que teníamos en una lámina. Lo bueno de esta imagen es que en la propia lámina aparece del derecho y del revés. Es una hoja que tiene el mismo dibujo por las dos caras del papel. Como digo, en una cara encontramos las imágenes y las letras del derecho. Si le damos la vuelta, está lo mismo, pero con efecto espejo. Este papel resulta muy útil para hacer transfer sobre cualquier tipo de superficie. Colocamos el marco encima del papel para buscar algún motivo cuyas dimensiones encajaran en este proyecto. Podéis encontrarlo en la tienda online: AQUÍ.

transfer papel 1

Papel para transferir imágenes.

Recortamos la imagen y simplemente la colocamos sobre la pieza de FIMO. No aplicamos ningún tipo de líquido, ni nada. Sólo la imagen y por la parte donde no está el dibujo movemos en círculos una cuchara para dar calor y presión al papel. Como decía, en este caso vamos a usar unas láminas un tanto especiales. Como se ve en las fotografías, estas hojas de papel tienen el mismo dibujo por las dos caras. En una de ellas está del derecho (como en la anterior foto), por si queremos pegar el papel. Si damos la vuelta a la hoja, nos encontramos con el mismo dibujo pero al revés (como en la siguiente foto), por si queremos hacer un transfer. Por eso si véis en la foto que se ve la imagen del señor del bigote es porque estamos usando este tipo de papel que viene impreso por ambos lados. Pero lo que estamos estampando sobre el FIMO no es la imagen que véis en la foto. Es la que está por la otra cara, la que hace contacto con la arcilla.

como hacer transfer

Transferimos la tinta presionando con la cuchara en círculos.

transfer sobre fimo

Imagen transferida sobre el FIMO.

Este momento es un  tanto delicado. La tinta está fresca y en cuanto pongamos el dedo encima nos la llevamos puesta. Si vemos que ha quedado muy claro, con muuuuucho cuidado podemos volver a dejar caer la hoja y pasamos de nuevo la cuchara. Pero como véis lo podemos hacer porque estamos agarrando en la parte izquierda el papel y no lo hemos movido. De esta forma, podemos echar un vistazo, pero no perdemos la referencia y si volvemos a pasar la cuchara no saldrá la imagen movida.

transfer tutorial 1

Cuadro hecho con FIMO.

Como siempre para que el FIMO se ponga duro metemos la pieza en el horno a una temperatura de 110 grados durante media hora. Una vez que hemos horneado la pieza podemos darle una capa de barniz para protegerlo. Y una vez que hemos colocado el marco podemos ver que tiene muchas posibilidades nuestro pequeño proyecto para decorar muebles, cajas, cubos…

transfer fimo tutorial 1

Cubo metálico decorado con nuestro cuadro DIY,

Trucos y cuestiones a tener en cuenta

Esta forma de estampar imágenes sobre FIMO es realmente sencilla y se puede llevar a cabo en dos minutos sin complicarse mucho la vida. Pero tenemos que tener en cuenta varias cosas. NO se puede hacer con cualquier tipo de papel. No valen servilletas o papeles con impresión láser normales. Podemos transferir directamente porque este papel no absorve del todo la tinta y se queda en la superficie. Algo muy parecido pasa con las impresoras de casa de inyección de tinta. Da la sensación que saturan el papel y posiblemente según sacamos el folio de la impresora podamos hacerlo. Os invito a probar. Busca un dibujo que te guste, sácalo por la impresora de casa (si es de inyección de tinta) y colócalo sobre el FIMO. Pasa la cuchara y a ver qué pasa. Antes de imprimir gira la imagen. Dale efecto espejo para que salga derecha sobre la arcilla. Ya nos váis contando vuestros avances con el FIMO.

La entrada Cómo hacer un transfer en FIMO sin gel ni agua aparece primero en Inventando baldosas amarillas.

Lee el post original

Packaging diy con garrafa de agua de 5 litros

Hola, te quiero enseñar una segunda versión de packaging con envases grandes, es una versión del packaging que te enseñé en el Empaquetado Bonito.

packaging con garrafa de agua

La idea es la misma, papel de seda pegado como tapa con cinta de doble cara. Y es para regalar ropa, en esta ocasión ropa para un bebe.

La envolví en papel de seda blanco, y metí confeti por dentro, para que quedase más vistoso y simpático.

garrafa de agua packaging

Y en vez del lazo al rededor, lo he usado a modo de asa, que queda mejor para regalar. He hice un sobre para meter el ticket regalo.

garrafa de agua para ackaging

Es muy sencillo, pero se pueden hacer muchas alternativas, ya que puedes cambiar el papel de seda de dentro por uno de colores, o estampado, puedes poner un asa, o dos, la tapa puede ser con otro tipo de papel… Se me ocurren muchas posibilidades a esta idea. A ti que te parece??

Te recuerdo que hoy es día de votaciones, me gustaría que me ayudases a elegir a la ganadora de este mes… me ayudas??

Saludines y buen día…

Lee el post original

Pintando con agua | DIY

Hace unos meses, dos alumnas charlaban en clase sobre un programa de tele de manualidades donde pintaban con aerosol y hacían una técnica con agua, es algo parecido al efecto marmolado solo que se usa el agua de otra manera. Ya saben que me encanta pintar con aerosol y también investigar y probar técnicas nuevas y después de varios intentos conseguí un resultado que me gusta Para hacer esta técnica se necesitan dos colores de pintura bien contrastantes, un rociador con agua y lo que quieran pintar. Pintar de un color toda la superficie y dejar secar por unos 20 minutos, recuerden que también depende del día, en verano con ese tiempo estamos bien. Solo tiene que estar seco al tacto. Después de estos 20 minutos de espera, si son como yo les va a parecer una eternidad jajaja. Rociamos la lata con agua.  Y rápidamente pintamos con el aerosolVER POST

Lee el post original

Pintando con agua | DIY

Hace unos meses, dos alumnas charlaban en clase sobre un programa de tele de manualidades donde pintaban con aerosol y hacían una técnica con agua, es algo parecido al efecto marmolado solo que se usa el agua de otra manera. Ya saben que me encanta pintar con aerosol y también investigar y probar técnicas nuevas y después de varios intentos conseguí un resultado que me gusta



Para hacer esta técnica se necesitan dos colores de pintura bien contrastantes, un rociador con agua y lo que quieran pintar.

Pintar de un color toda la superficie y dejar secar por unos 20 minutos, recuerden que también depende del día, en verano con ese tiempo estamos bien. Solo tiene que estar seco al tacto.

Después de estos 20 minutos de espera, si son como yo les va a parecer una eternidad jajaja. Rociamos la lata con agua.

 Y rápidamente pintamos con el aerosol del otro color. Luego de eso y si queremos resaltar aun mas la técnica rociamos otra vez con agua.

Ahora si, vayan a hacer otra cosa y déjenlo secar tranquilo ( unas dos horitas) y sin estar toqueteando!. Si cuando vuelven todavía tiene agua pueden apoyar una servilleta de papel para absorberla. 

Cuanto mas contrastante sean los colores mejor queda, después probé en otra lata con negro y se nota mucho mas.

¿Que les pareció la técnica? ¡Anímense a probar y hacer otras combinaciones!

Lee el post original

DIY: Agua fresca ¡por favor!

Le he estado dando vueltas… Creo que si os sugiero que cojáis la pistola de silicona caliente o que os pongáis a lijar un mueble, será la última vez que os paséis por aquí.

¡Que el calor no sea un motivo para dejar de hacer lo que nos gusta! ¿Qué excusa hay mejor que esta, para usar agua?¡Agua fresca! Combo de DIY al canto, pero combo veraniego, fresquito y sin complicaciones.

8 water DIY seen at

1. No siempre podemos ir al mar, con este DIY nos hacemos nuestro propio océano en una botella. La idea es de Happy hooligans.

2. A mi lo único que me quita la sed es el agua y estas son ¡aguas con sabores! del blog de Umbrale.

3. Da igual la edad que tengas, refréscate con unas piñatas de globos de agua. Scrap happy heather.

4. Estos cojines con efecto de acuarela ¡me encantan! Lo explican en Tidbits.

5. Además no podía faltar un barquito de corcho. El paso a paso es de Little Hannah.

6. Hacer pompas mola ¡pero hacer pompas gigantes es lo más! Nos lo explican en Crafts for all seasons.

7. Si tienes la suerte de tener un jardín (o terraza, o balcón), recuerda que el agua es un bien escaso ¡ponle un baño a los pájaros y piensa en el karma! Este es un upciclyng de Domestic imperfection.

8. Una gotita amigurumi es un proyecto genial (no estamos para tejer mantas ahora ¿no?). Esta tan mona, es de ami-amigurumi.

¡Yo ya tengo mis favoritos para los días de calor! ¿Y tú?
Y si tienes más ideas ¡cuentanoslo! Que este verano va a ser largo.

Archivado en: DIY

Lee el post original

Zero Waste con Agua Bezoya

¡Buenísimos días! El Miércoles compartí en Fb la première de este reloj DIY con plástico reciclado, fabricado con tapones y una botella de Bezoya. La respuesta en todas las redes fue increíble, así que GRACIAS de corazón ¡Me tenéis alucinada!
Es extremadamente fácil de hacer y tiene un aire que recuerda a los móbiles de Calder. ¿Quién dijo que el reciclaje no podía ser estiloso?


Y como para muestra un botón, aquí va el paso a paso para que te fabriques tu propio reloj DIY de pared reciclado. Necesitarás:

  • Una botella de 1.5L de Bezoya de plástico y 12 tapones
  • Una pila y el mecanismo de un reloj (Lo encontrarás en papelerías, tiendas de bricolaje y manualidades)
  • Cúter y tijera
  • Pintura y pincel
  • Alambre y alicates
  • Cola blanca (Opcional)
  • Un taco de madera, punzón, martillo y berbiquí



Empieza cortando un segmento de alambre y atravesando el lateral de cada tapón con él para crear un orificio.

A continuación, pinta los tapones. 
Corta la parte inferior de la botella a unos 3 dedos de la base a cúter, y remata la zona de corte a tijera para que quede bien pulido. 
Después, abre paso para los 12 ejes que compondrán las horas de tu reloj usando un punzón y el taco de madera para apoyarte. Verás que es muy sencillo porque las botellas de Bezoya ya tienen 12 ejes marcados. Parecen nacidas para este proyecto… 🙂
Pinta la pieza resultante del color que más te guste.
Cuando la pintura haya secado, ensancha la apertura que habías creado en el centro con el berbiquí y la tijera. El objetivo es que la rosca del mecanismo del reloj asiente bien en este oficio para que quede asegurado.
Corta 2 segmentos de alambre de unos 2 palmos y medio, y otros 4 algo más cortos. Enderézalos con tus manos a ser posible protegidas con guantes de cuero.
Introduce un tapón en el extremo de cada uno de ellos, atraviesa la base de la botella por los orificios que habías creado y acaba pasando otro tapón por el extremo del alambre que queda libre.
Opcional: Si prevés que el reloj va a caer en manos de niños “inquietos”, puedes añadir un puntito de cola blanca en cada ensamblaje.
¡Ya casi lo tienes! Abre paso para el mecanismo del reloj en la zona central de cruce de alambres, doblándolos un poco con los dedos.
Introduce el mecanismo de reloj por la parte posterior de la pieza. Tiene que sobresalir la rosca que tiene como se ve en la imagen.
Monta las agujas y la pila siguiendo las instrucciones del mecanismo que hayas comprado. 
Acabaste, ¡Ya puedes colgar en la pared tu maravilla de reloj DIY reciclado
Son bastantes pasos pero en absoluto complicados y por si te queda alguna duda, aquí tienes el tutorial en forma de vídeo: 
Tic tac tic tac… ¿A qué esperas para empezar con el tuyo? 🙂
Me encanta ver como Bezoya se compromete con el Medio Ambiente. De hecho en su canal de Youtube nos animan a reutilizar sus botellas con más propuestas DIY chulísimas, perfectas para practicar eso de Zero Waste. ¡Hurra!
Un abrazo y gracias por pasar,

Marta

SUSCRÍBETE

Lee el post original

Cómo hacer papel marmolado

diy marbling paper, marblig paper diy. how to make marbling paper, marbling paper, papel marmolado, como hacer papel marmolado, tutorial papel marmolado, tarjeta original, lorabailora sellos, stmaps lorabailora, scrapaddictes, mr hueys, scrapbooking marbling paper, studio calico, papel marmolado con espuma de afeitar, marbling paper with shaving cream

Este DIY os quería enseñar desde hace mucho tiempo, pero por A o por B no ha habido madera. La textura marmolada cada vez está más presente en el entorno. Yo por lo menos veo muchos tutoriales para dar a tus objetos textura marmolada, el la ronda diy de septiembre compartí un tutorial muy chulo.

El caso es que me apetece darle un toque marmolado a mis trabajos y es bien fácil de hacer. Hay mil maneras de marmolar el papel. Hay gente que utiliza agua, otros que utilizan pinta uñas o la versión más fácil, utilizar plástico con estampado marmolado y forrar el papel.

Mi técnica preferida es hacerlo con espuma de afeitar, sí, has leído bien. prefiero hacerlo con espuma que con agua (el papel se arruga menos, y ya sabéis que eso mi manía lo agradece).

No me enrollo más, aquí os dejo los materiales y los pasos a seguir.

LEER MÁS

Lee el post original

Agua con sandía y romero

Últimamente se ha paseado por aquí mucho fan de la sandía, así es que he decidido hacer algo fácil y sencillo con esta fruta tan veraniega: agua con un toque de sandía y romero. No tiene ningún secreto, pero está súper rica y es muy refrescante.
Ingredientes


Instrucciones

Corta la sandía a dados, quita las pepitas, y colócalas en una jarra con agua. Añade unas ramitas de romero fresco y déjalo reposar todo entre una y dos horas en la nevera. ¡Agua lista para refrescar! Cuando el agua deje de cubrir la sandía, sacarla y ¡pa’ dentro!
Imágenes: Organicus

Os dejo aquí otra idea de agua refrescante que hice algún tiempo, esa vez con un toque de limón y menta (ver aquí).

Visita la entrada original AQUÍ