Pastel de chuches – Sweet cake

Y ahora sí! Aquí estoy con el post dulce que te había prometido. Y ¿puede haber algo más dulce que un pastel de chuches?

A la pastelera de la familia, que soy yo, obviamente siempre le toca hacer las tartas, y siempre, como no, a gusto del homenajeado. La de Nerea siempre es de chuches. Y esta vez, aunque no hay receta, si que te puedo enseñar las fotos de su realización.

Este año compré los porex en un bazar y vienen ya de 3 pisos, son su palillo que los junta y alinea; pero yo los desmonté para forrarlos con papel de aluminio por el tema de la higiene.

Forrarlo de nubes rosas le da aspecto de tarta de nata y fresa. Son agradecidas porque además el palillo se inca bien. Yo suelo utilizar los palillos que tienen una punta redonda, así no nos pinchamos ni yo al clavarlos ni los niños al sacarlos.

Las demás chuches es cuestión de escoger los colores que te gusten y cuanto más grandes, antes se termina. Siguiendo la moda actual, le añadí unos banderines con el nombre, atados a dos brochetas que pinché también al corcho.

No pude resistir la tentación de fotografiar mi Poppy Parker que también iba vestida de tarta de fresa.

Aquí encontrarás más fotos de la muñeca y tutorial del vestido a crochet.

Si te gustan las muñecas y/o el crochet te invito a pasarte por mi tienda Etsy.

Hasta pronto!

Image and video hosting by TinyPic

Lee el post original

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *