Luz quitamiedos

En todas las casas donde hay niños hay varias luces quitamiedos, ya sabéis, esas luces tenues que se dejan encendidas en las habitaciones de los enanos para que no les de miedo la oscuridad, nosotras hemos tenido de princesas, de unicornios, de conejitos y de un montón de cosas más.
Lo cierto es que mis pequeñas ya no necesitan estas luces porque son mayores, pero aún así, les gusta tenerlas porque suelen ser también muy decorativas, por eso la manualidad que hoy os presentamos os va a encantar. Hemos hecho una luz quitamiedos con un tarro de mermelada!!!!

¿A que suena bien?, pues vamos a verlo. ¿COMENZAMOS? 

Luz-quitamiedo

MATERIALES QUE NECESITAMOS

Luz-quitamiedo

1. Bote de cristal

2. Purpurina de colores

3. Gel especial de decoupage

4. Pintura en spray de Novasol-Pintyplus

 

1-

Para hacer un buen trabajo debemos tener el tarro de mermelada bien limpio y seco, sin rastro de pegamentos ni etiquetas.

La base de esta luz quitamiedos está en la purpurina, por eso, vamos a dar una capa de gel especial para decoupage por todo el tarro de mermelada, eso si, acordaros de darlo por dentro.

Luz-quitamiedo

2-

Antes de que el gel se seque vamos a dejar caer la purpurina dentro del bote combinando los colores como queramos, la dejamos caer y vamos dando vueltas al tarro para que la purpurina se adhiera bien. Y dejamos secar, por lo menos 24h.

Luz-quitamiedo

Luz-quitamiedo

3-

Mientras se seca la purpurina, vamos con la tapa del bote. Cuando la tenemos limpia, seca y sin rastro de pegamento ni etiquetas la pintamos con pintura en spray de color dorado y dejamos secar según las instrucciones del fabricante. Como siempre nosotros utilizamos la pintura de Novasol – Pintyplus, nos encanta, tiene unos colores brillantes y alegres y además es facilísima de dar. Fijaos que acabado más uniforme y espectacular ha quedado.

Luz-quitamiedo

4-

Y ya tenemos casi, casi, nuestro quitamiedos terminado. Nos falta ponerle luz. Y o vamos a hacer de la forma más sencilla. Vamos a pegar uno de los dos extremos de un velcro en el interior de la tapa con un poco de silicona. Y el otro extremo del velcro lo pegaremos en una velita a pilas de las que tenemos un montón por casa. Y lista nuestra luz de poner y quitar.

Luz-quitamiedo

Luz-quitamiedo

Luz-quitamiedo

¿Os ha gustado nuestro quitamiedos?. ¿A qué queda chulo?

Luz-quitamiedo

Si te gusta nuestro post, déjanos un comentario, nos llena de alegría saber de tí y lo que piensas de nuestros pequeños diy´s. Y si quieres ayudar a que nuestro blog sea un poco mejor, haz click en G+1 de nuestro blog que encontrarás debajo de “gracias por seguirnos”.

Lee el post original

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *