projectlifemiarmariocoqueto6

DIY: Diseña tu Project Life

Hola coquetos,
Desde hace unos meses habéis visto por redes sociales que le estoy dando un poco al scrap. Y es que desde que salió a la venta el libro Scraplovers: 25 tutorialesde scrap por los bloggers de Handbox, en el que he tenido la grandísima suerte de participar (te lo cuento aquí), no he podido resistirme a la tentación y he caído en las garras del scrapbooking.
Pero hasta la fecha no me había atrevido a enseñaros ningún tutorial porque no me sentía con la suficiente destreza como para ponerme de ejemplo de cómo hay que hacer nada. Pero bueno, hoy he dejado las vergüenzas fuera y os voy a mostrar cómo está quedando el Project Life de este año y el paso a paso que sigo por si a alguna le sirve como guía.
Para las que andáis más despistadas con esto del scrap, el Project Life es en resumidas cuentas un álbum de fotos. Lo que lo diferencia de otros álbumes convencionales es que utilizas unas fundas con bolsillos plásticos en los que introduces fotos, dibujos, frases, … con el objetivo de documentar tu día a día. Es, en efecto, un diario de imágenes.
En resumen, hay dos parte imprescindibles. Por un lado, nos hace falta el álbum de anillas y las fundas. Yo aproveché las rebajas de Kimidori y me hice con un álbum precioso color turquesa pálido de la colección Handbook y unas fundas de 8×6 pulgadas con bolsillos de 2×2 pulgadas (5cm aprox).
Por otro lado, necesitamos el material para rellenarlo. Como os comentaba antes, lo principal son las fotos de nuestro día a día, papeles con estampados chulos que combinen con los colores de nuestras fotos y algún papel con frases o ilustraciones.
Yo he utilizado la aplicación de Instagrafic, ya os conté cómo imprimo mis fotos para mis diys y de esta forma, diseñas 100% cómo quieres que sea tu Project life.
Una vez que tienes las fotos en casa, simplemente tienes que recortarlas para que se ajusten a los bolsillos de las fundas que hayas escogido. Puedes cortar las imágenes con unas tijeras y dejarlas con las esquinas rectas, o también puedes utilizar una troqueladora de esquina para dejarlas redondeadas. La mía creo recordar que me costó 2€ por aliexpress.

Como os decía antes, yo aproveché las rebajas de Kimidori y no pude resistir la tentación de comprarme una troqueladora de tarjetas de Project life de Becky Higgins. Esto te hace el trabajo muchísimo más rápido: colocas la foto, aprietas y ¡listo! Ya la tienes recortada y con las esquinas redondeadas en un click.

A continuación, se trata de jugar con las fotos, las frases y los papeles estampados hasta que consigas combinaciones que te gusten y que reflejen a la perfección tus recuerdos.

Hasta aquí la parte “teórica”. Ahora os voy a contar un poco lo que yo he hecho. Lo primero que hago es organizar las fotos por carpetas semanales en el ordenador y nombrarla con el día en el que fueron tomadas. De esta forma, mantienes organizados los archivos hasta que hayas conseguido unos cuantos para poder imprimir. Para que os hagáis una idea, yo he impreso 300 fotografías a finales de junio, así que si no las organizaba seguro que los primeros meses del año me costaba ponerlos en orden.
Lo primero que hice en el álbum fue la portada. Muy sencilla, ya me conocéis.

La parte trasera quise aprovecharla para escribir mis propósitos de año nuevo. No os voy a engañar, hay alguno que ya no he cumplido, pero otros los estoy llevando muy bien, así que en general hago balance positivo en este tema.
Y ya empiezan las fundas con los bolsillos de 2×2” con las fotos. Yo he dedicado cada funda a una semana completa. Si os fijáis en las fotos que os mostraré a continuación, hay una tarjeta con el número de la semana y los días de mes que abarca, para que estuviera todo más clarito. 

La primera semana me quedó un poco sin más. A medida que fui avanzando en el Project Life he ido experimentando nuevas técnicas ¡y seguro que de aquí a final de año utilizo millones más!
– Jugar con las tarjetas de colores combinadas

– Combinar las frases impresas con papeles escritos a mano con los recuerdos que van asociados con cada fotografía. Para no olvidarme de esas sensaciones, me he descargado una app de diario para el móvil y ahí voy apuntando todas las impresiones del día por la noche, para luego trasladar a papel las más importantes.

– Divertirse con pegatinas: como letras adhesivas de colores o, por ejemplo, los dibujos que me han sobrado de la agenda de Mr. Wonderful.
– O darle un poco de color y relieve con las divertidas pegatinas en 3d (las que sabéis de scrap, ¿como se llaman oficialmente?)

Y hasta aquí mi primera inmersión en el mundo del Project Life. ¿Como primer intento no está mal? Si os gusta este mundillo, os iré enseñando mis progresos con el álbum, que de momento voy por la semana 9 de 52.
Por cierto, antes de que os vayáis quería daros un consejo. Son muchas las frases y papeles con texturas que imprimí así que para que me fuera más sencillo buscar la que mejor me venía, las he metido en una caja y las he ordenado por colores con la ayuda de washis. ¿Qué método utilizáis vosotras?

¿Vosotras habéis hecho alguna vez Project life? A mí me está gustando muchísimo la experiencia. Espero no cansarme antes de que termine el año, porque simplemente tener en papel las fotos que sacas a diario merece la pena.
Espero vuestros comentarios sobre el tema.
Que tengáis un día genial, y siempre, siempre, siempre, pon un poquito de diy en tu vida.

Lee el post original

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *