Diy: cuadernos personalizados

¡Buenos días!

Hoy os animo a hacer un diy muy chulo para haceros vuestras propias libretas, las de vuestros hijos o para regalar.


Las libretas personalizadas son un detalle ideal para regalar y veréis que no son tan difíciles de hacer como parece.

Es más, ¡al final es un vicio! Y de la forma que os voy a enseñar hoy en el post, además, es muy fácil y rápido crear la cubierta 😉

¿Empezamos?

Para crear el contenido del cuaderno utilizaremos el papel que más nos guste. Yo he utilizado folios típicos que tenemos todos para la impresora (papel offset 80gr), cordel y un hilo grueso para unir los librillos.

Y para las tapas he utilizado este set de telas adhesivas tan bonito que podéis comprar en la mercería online de Cobián, aprovecharemos el cartón que viene en el paquete de las telas, una cinta para hacer un marcador, cola blanca, tijeras, cuchillo de sierra, cúter y una plegadora (yo no tenía y he usado un abrecartas).

Primero de todo vamos a hacer los librillos. Mis cuadernos son de 10 x 15 cm, así que las hojas son algo menores 9,5 x 14 cm, por lo que cortaremos los folios en rectángulos de 19 x14 cm (dobles páginas). Colocamos tres dobles páginas una encima de otra y doblamos por la mitad pasando por el lomo la plegadora, obteniendo así librillos de 12 caras. Si hacemos 4 librillos, tendremos 48 páginas.

Cuando tengamos los librillos, nos aseguramos de que al cerrarlos los bordes quedan igualados.

Juntamos todos por el lomo y hacemos unas marcas equidistante por donde vayamos a coserlos. Yo hice tres marcas. Una en el centro y las otras a dos centímetros de los extremos. Sujetamos bien los librillos juntos con clips o pinzas y serramos con un cuchillo para crear los agujeros.


Para coser los librillos todos juntos nos vamos a “construir” un telar casero, por ejemplo, con una silla en la que podamos tensar el cordel. El cordel lo colocaremos exactamente en los puntos en los que hemos serrado el lomo. Nos podemos ayudar de cinta adhesiva para que queden perfectamente encajados.


Con el hilo grueso vamos a ir cosiendo de uno en uno los librillos. Necesitaremos 5 vesces el largo del lomo para el hilo (4 librillos y un poco más extra para las vueltas y el nudo). Como veis en la foto, por la mitad del libro vamos introduciendo la aguja desde dentro hacia afuera pasando por el primer agujero, rodeando el cordel y volviendo a entrar por el mismo aguajero. A continuación volvemos a salir de dentro hacia afuera por el sengundo agujero, rodeamos su cordel y volvemos a entrar, y así con el tercero.


Colocamos el siguiente librillo encima y repetimos en sentido contrario, empezando por el lado por el que hemos terminado.

Así hasta terminar con todos los librillos, y al final cerramos con un nudo. Cada vez que coloquemos un librillo, utilizamos la plegadora para que queden planitos.


Una vez hechos los librillos construimos la cubierta. Cortaremos un trozo de cartón que mida 15 cm de ancho por 10+grosor de los librillos cosidos+10cm y lo doblamos para que haga la forma del cuaderno. Cortamos un trozo de tela del mismo tamaño más 1 cm por cada lado paradoblar hacia adentro y lo pegamos sobre él por la cara exterior. Para que nos resulte más fácil pegarlo, es mejor separar el adhesivo, colocarlo sobre una superficie plana con la cara de pegamento hacia arriba e ir colocando el cartón sobre él despacio y por último, con los extremos sobrantes, doblarlos hacia adentro y pegarlos sobre la contracubierta.


Con la cola blanca pegamos un extremo de la cinta en el interior del cuaderno y sobre ella el librillo. Apretamos un poco y dejamos secar.


Una vez seco pondremos las guardas. Las podemos hacer con otra de las telas adhesivas o una cartulina, cortando dos rectágulos de 14 x 19 cm y pegándolos en la primera y en la última página cubriendo la contracubierta y la primera hoja de papel.


O podemos no usar más tela, si no, simplemente podemos pegar la primera y la última hoja a las contracubiertas utlizando cinta de doblecara.


De esta última forma podréis hacer seis cuadernitos con las tres hojas adhesivas combinables entre sí.


¿Qué os ha parecido?

El proceso es un poquito largo pero no tiene mucha dificultad y el resultado mola mucho mucho!

¡Espero que os resulte útil!

¡Feliz semana!
¡Besos! 🙂

Image and video hosting by TinyPic

Lee el post original

HANDBOX



0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *